Realizaron homenaje a Andrea López

ACTO POR LA MEMORIA COLECTIVA

La pregunta “¿Donde está Andrea López?” continúa interpelando a la comunidad pampeana. El interrogante impide olvidar que en democracia también hay personas desaparecidas, y en este caso mujeres víctimas de la explotación sexual y la red de trata.
A su vez, es un interrogante al que Víctor Purreta no ha dado respuesta, a pesar de haber sido condenado en 2014 a 18 años de prisión por el femicidio de Andrea. Y es una respuesta que su madre y su hijo buscan desde hace 15 años.
Ayer por la tarde se realizó un acto en las inmediaciones del Salón de Usos Múltiples que lleva su nombre desde el año 2013, en el barrio Plan 5000. La jornada fue organizada por la Colectiva Feminista “Todas Somos Andrea” y contó con la presencia de la madre de Andrea, Julia Ferreyra, y su hijo, Emmanuel. También estuvieron presentes la senadora nacional Norma Durango (PJ), y la titular de la Secretaría de la Mujer, Liliana Robledo. Además, participaron distintas organizaciones que intervinieron el espacio a través del arte, la fotografía y la música.
Luego de agradecer a la Secretaría de la Mujer de la provincia de La Pampa, a la Dirección de Cultura municipal, al Sipren, entre otras organizaciones y artistas, María Zerbino, integrante de la organización convocante, manifestó que se cumplen 15 años de “memoria colectiva” y señaló que es un “momento para mirar cómo transcurrimos estos años sin Andrea”.
“Qué decir de Andrea, hemos dicho tanto y nos falta tanto todavía. Andrea nos dejó su vida, su historia, su nombre. Ese que hemos gritado”.
A su vez, expresó que “Andrea nos obligó a interpelarnos, toda la sociedad pampeana fue interpelada. Y dejamos de naturalizar, nos cuestionamos y nos hicimos preguntas, muchas preguntas… aún sin respuestas: ¿Dónde estas? ¿la tierra te tragó?”.
Zerbino manifestó que “Andrea nos hizo aprender” y también hizo mención a la lucha que llevó adelante durante estos años su madre: “aprendimos de Julia, su mamá, a no bajar los brazos, porque Julia nunca los bajó”.
Por otra parte, expresó que a raíz del caso de Andrea López conocieron “el oscuro mundo del sistema prostibulario y sobre la trata” y que “la prostitución no es un trabajo, sino violencia”.
Finalmente, Zerbino señaló que “no nos callamos más” y exigió que “nos respeten”. “Aprendimos a luchar juntas, reclamando justicia, reclamando el cuerpo de Andrea. Andrea se hizo carne en todas y cada una de nosotros. Vamos a seguir gritando para que no dejen de buscarte, para encontrarte. Te seguimos buscando porque todas somos Andrea”, concluyó.
El 30 de enero, el gobierno provincial estableció que se otorgue hasta 200 mil pesos a las personas que aporten datos veraces y determinantes que permitan dar con la localización de Andrea Noemí López.