Inicio La Pampa Roban ocho motos en nueve días

Roban ocho motos en nueve días

SEGUIDILLA EN ZONA NORTE

El hurto de motocicletas se volvió una constante en los sectores del Norte de la ciudad en lo que va del mes de abril. En escasos nueve días, la Seccional Segunda y la Delegación Norte de Santa Rosa recibieron ocho denuncias por la sustracción de estos rodados que, en la mayoría de los casos, se encontraban sin ninguna medida de seguridad, lo que deja al descubierto el descuido de los propietarios. En contraposición, se pudo averiguar que en las zonas Centro, Este y Sur de la capital, este tipo de hurtos ha mermado considerablemente y sería gracias a los controles de tránsito.
LA ARENA pudo saber que los hurtos que se investigan ocurrieron entre el martes 16 y la mañana de ayer, en seis barrios ubicados en el Norte de Santa Rosa. También se conoció que en cinco de los ocho casos, los rodados no contaban con las medidas de seguridad necesarias; lo cual facilitó la labor de los ladrones. Además trascendió que los ladrones actuaron en horas de la mañana cuando las motocicletas estaban estacionadas, ya sea en la vía pública como en porches y garajes de viviendas particulares.
Sólo uno de esos episodios ocurrió mientras el propietario del rodado se encontraba presente. En este hecho, los autores además se llevaron la suma de 10.000 pesos.

Los casos.
Conforme a los datos brindados por fuentes confiables, hubo al menos un hecho de hurto en los barrios Villa Germinal (2), San Cayetano, Zona Norte, Villa del Busto, Malvinas Argentinas y Sagrado Corazón de Jesús (2). Se trata de un sector amplio, con poca infraestructura y donde mayoritariamente no hay cámaras de videovigilancia, lo cual complica los trabajos de investigación.
Respecto de los robos se supo que el miércoles pasado, en la calle Salesianos, entre las 5 y las 7 horas. Allí desconocidos, previo a atravesar un portón que estaba abierto, se llevaron una moto que no tenía sistema de seguridad. Al día siguiente, una mujer denunció el robo de su motocicleta. El vehículo estaba estacionado en el hospital Lucio Molas y según estimó ocurrió entre las 17 y las 21 horas. El rodado tampoco tenía medida de seguridad.
El viernes 19 se registró el hurto de tres rodados, uno en la calle Santa Cruz, cuando el vehículo estaba estacionado en la vereda de la casa del damnificado. El mismo día, en horas de la tarde, en la calle Duarte se registró otro de los robos y por la noche, cerca de las 24 horas, se robaron un ciclomotor en la calle Sargento Ignacio García.
Sin dudas el hecho más insólito ocurrió el domingo por la noche cuando un hombre fue a efectuar una transacción en la calle Libertad, casi Tomás Mason. Allí el damnificado iba a cambiar una Suzuki más 10 mil pesos por una Honda. El contacto se hizo por Internet y la presunta vendedora, acompañada por un hombre, solicitó que diera una vuelta para oír el ruido y ver el funcionamiento de la moto. Quien iba a comprar sospechó del pedido y entregó una billetera con 10 mil pesos a su hermana de 11 años. Cuando hizo algunos metros oyó que la menor le gritó «se llevaron la plata». Cuando regresó al lugar, los dos mayores habían huido. El damnificado pudo identificar a las personas, que hasta ayer eran buscadas por la Policía.
Los hurtos continuaron el lunes 22, cuando cerca de las 21 horas se registró un hecho en la calle Antártida Argentina. La última denuncia, en tanto, ocurrió ayer entre las 11 y las 14 horas, en la calle Paraná.

Mercado negro.
La primera pregunta que surgió al conocerse sobre los hurtos fue sobre la posibilidad de que existiera un «mercado negro» de motos en Santa Rosa. Ello fue desestimado rápidamente por las fuentes policiales consultadas, aunque sí confiaron que los ladrones suelen vender partes (plásticos, espejos, caños de escape), para hacer «dinero fácil». También sostuvieron que a través de los trabajos de prevención en tránsito se ha logrado recuperar varias de las motos robadas y por ello algunos patios de las Comisarías desbordan de motocicletas. Esa problemática fue dada a conocer el pasado mes de diciembre por este diario y durante el mes de febrero el Gobierno insistió en una solución, ya que hay varios vehículos secuestrados que deberían estar en el lugar habilitado propiedad de la Municipalidad, puesto que sus secuestros corresponden a expedientes del Juzgado de Faltas y no a hechos delictivos.