Se retomó el diálogo en Télam

A última hora del viernes, la Comisión Gremial Interna del Sipreba retomó formalmente a las negociaciones con el Directorio de la agencia de noticias a más de cuatro meses del inicio del fallido intento de ajuste. Representados por el vicepresidente de Télam, Ricardo Carpena, el gerente Carlos Cañevsky y el encargado de la Relaciones Laborales, Carlos Villoldo, los funcionarios expresaron su voluntad de mantener una mesa de diálogo para resolver el conflicto madre: el despido de 357 trabajadores, entre ellos los pampeanos Mariano Rodríguez Vega (periodista) y Julián Varela (fotógrafo) y las consecuencias que generó.
En ese sentido, las autoridades “se comprometieron a involucrar a los funcionarios de más alto nivel del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos para resolver políticamente el diferendo que hoy se transita únicamente en el plano judicial, con resultado adverso para la empresa. También a consolidar la mesa de negociación como el ámbito exclusivo de resolución de futuros conflictos”, señaló el gremio.
En la reunión, los directivos de Télam anticiparon su intención de realizar cambios en las dinámicas y rutinas de trabajo -tras reconocer que el esquema actual representa una transición y que no alcanza los estándares propios de una agencia de noticias-, aunque no dieron precisiones sobre cuáles serán las implicancias de los mismos, que le fueron exigidas.
Entre los cambios, “formalizaron la iniciativa de que el predio de Tecnópolis se constituya en una nueva sede la empresa, donde funcionará la jefatura periodística y algunos sectores de los servicios audiovisuales. En este punto, el gremio advirtió que los cambios proyectados no podrán, en ninguna instancia, implicar alteraciones en las condiciones laborales que no estén contemplados en los Convenios Colectivos y señaló que el cambio intempestivo de sede laboral afecta de manera directa la situación de los y las trabajadoras que tienen niños o personas a su cargo y que hoy reportan en los edificios del centro de la ciudad”. Asimismo, la Comisión Gremial anticipó que la nueva sede, al igual que las Bolívar y Belgrano, deberá contar con delegados gremiales que representan a la totalidad de los empleados de Télam.
Además, se indicó que “el Directorio se comprometió a informar a la brevedad (y antes de aplicarlos) cuáles serán los cambios en el sector periodístico y cuándo volverán a poner en funciones dentro de la empresa a los trabajadores del sector publicitario que fueron trasladados a cumplir tareas a otras dependencias oficiales”.