Inicio La Pampa ¿Desperfecto o intencional?

¿Desperfecto o intencional?

DOS AUTOS ARDIERON DENTRO DE UN GARAJE

Dos vehículos fueron consumidos completamente por las llamas luego que se produjera un incendio dentro del garaje de una casa familiar, situada en la colectora de avenida Circunvalación Santiago Marzo, en el barrio Aeropuerto de este ciudad.
El episodio se registró en la madrugada del domingo y las causas por las cuales se desató el foco ígneo son motivo de investigación, tanto para la policía como para Bomberos, que trabajaron en el lugar y hasta anoche se encontraban realizando las pericias correspondientes. El episodio llamó la atención ya que dentro del garaje se halló un bidón, que fue secuestrado para analizar su contenido. Las hipótesis de quienes están al frente de la investigación son dos: o se incendiaron por un desperfecto eléctrico o fue obra de autores desconocidos. Llamativamente la morada donde ocurrió todo fue asaltada hace una semana atrás, durante una jornada de lluvia, cuando delincuentes entraron, revolvieron todo y hurtaron un televisor. El damnificado es un conocido empresario de la ciudad, dedicado al rubro automotriz; aunque también supo estar a cargo de un local nocturno.
El incendio se registró a las 2 de la madrugada de ayer en el garaje de una casa ubicada en Santiago Marzo, casi Crispiniano Fernández. El fuego sólo alcanzó a la cochera, pero en su interior había dos autos, una Renault Sandero y un BMW, que ardieron por completo.
En el lugar trabajaron efectivos policiales y una dotación de Bomberos. El damnificado hizo una exposición en la Seccional Segunda.

¿Intencional o accidente?.
La pregunta resuena pese a que las pericias oficiales no habían concluido hasta el cierre de esta edición. El lugar donde estaban los autos no tiene puerta, aunque para llegar a ellos -desde afuera- hay que atravesar un portón de doble hoja de hierro. Las llamas se iniciaron desde la cola de los vehículos (no tenían el frente quemado más que a la mitad del capot), por lo tanto si alguien hubiese intentando incendiarlos, debió haber trepado por encima del portón.
En el lugar de los hechos los Bomberos hallaron un bidón, pero no se sabía si su contenido era combustible o simplemente agua. Por lo tanto lo secuestraron para analizarlo.
Los rodados resultaron mayormente destruidos desde atrás hacia delante, sobre el techo y el interior, ya que el calor del fuego derritió los vidrios y las llamas ingresaron al habitáculo.
El fuego también causó daños en el techo de madera, y en una caja para térmicas y disyuntores que se hallaba completamente derretida. Por su parte, fuentes consultadas por este diario indicaron que el hecho fue «complejo».
En una consulta hecha por este diario se pudo conocer que la vivienda había sido víctima de un robo hace una semana atrás, cuando desconocidos ingresaron al inmueble previo a forzar una puerta. Según se supo adentro estaba todo revuelto y en principio sólo faltaba un televisor.