Violencia de género: aprueban licencias

EL CONCEJO DELIBERANTE DE SANTA ROSA ADHIRIO A LA LEY PROVINCIAL 3042

Las trabajadoras de la Municipalidad de Santa Rosa que sufran violencia de género podrán tomar una “licencia específica”. Así quedó plasmado en la ordenanza que ayer aprobó el Concejo Deliberante de Santa Rosa, con la cual consagró la adhesión de la comuna local a la Ley Provincial 3042 y sus modificatorias, que ya otorgaba este beneficio a las empleadas de la administración pública provincial. La norma fue sancionada por mayoría con el único voto negativo del concejal Roberto Torres, del Bloque Pueblo Nuevo UNA.
El radical Marcos Cuelle (Frepam) explicó que la norma provincial estaba sustentada en el marco normativo vigente para luchar contra la violencia machista, patriarcal o contra la mujer, cuya fundamentación abreva de la Convención por la Eliminación de Toda las Formas de Discriminación contra las Mujeres (Cedaw) adoptada por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1979 y ratificada por el Estado Argentino y también por la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia Contra la Mujer, aprobada en 1994 en Belén Do Pará, por la Asamblea General de la Organización de los Estados Americanos e incorporada también al Derecho argentino.
“La naturaleza de este tipo de normas nace para tratar de proteger al más débil cuando hay una inequidad estructural de poder”, dijo.
Cuelle también se refirió a las identidades sexuales al sostener que “seguramente las personas heterosexuales no sufren violencia” por serlo, como tampoco “sufren violencia las personas que sean cisgénero”. “Entonces me parece que está bien que el Estado actúe para proteger al más débil y me parece que en este caso la aprobación de la Ley 26485 está sustentada en las estadísticas que ha publicado el propio Estado, en el cual, en el término de no más de 5 años se cuadruplicó la cifra de denuncia por violencia hacia la mujer”, concluyó.
Para justificar su voto negativo, Torres afirmó que estaba comprometido en trabajar en “un proyecto que sea superador” y alcance “a todos los que forman parte de la nómina de trabajadores de la municipalidad”. El concejal se manifestó contrario a toda normativa que contemple la identidad de género, es decir, aquella que se define a través de la autopercepción de la propia persona. “Me parece que yendo a algo bien científico y biológicamente comprobable, sustentable, podamos ir hacia una ordenanza verdaderamente superadora y que contenga toda esta problemática”, dijo.
El Concejo aprobó por unanimidad la declaración de interés el Festival Feminista Festfem que se llevará a cabo el 1 de diciembre en la plaza Martín Fierro de Villa Santillán, organizado por la Asociación Simple Biblioteca León Alado.
A su vez, se aprobó por mayoría, con la abstención del concejal Cuelle, la donación de un inmueble ubicado en calle Victorica 2012 al señor Jesús Alberto Fuentes. El radical argumentó que hace poco se aprobó una ordenanza que regularizaba estas situaciones a través de la venta, por lo que afirmó, este proyecto le “genera un gran conflicto interno”.
Por una parte reconoció “el largo camino que ha hecho Jesús Fuentes para poder obtener el terreno y que es totalmente meritorio” y por otra parte recordó que “hemos aprobado la Ordenanza 5665 en la cual justamente, proponíamos a través de la misma, regularizar todas las tierras que se encontraban ocupadas por vecinos y que fue sancionada en julio del año 2017 y que preveía como método para avanzar en este sentido la tasación por venta”.
El cuerpo aprobó además la donación de dos automóviles Ford Focus Ambiente 2007. Uno será destinado a la Fundación Aportes a la Humanidad y el otro, a Calfucurá Rugby Club Asociación Civil.