Violento piquete de ATE en Eduardo Castex

AMENAZARON QUE "EL LUNES VAMOS A TRAER EL COLECTIVO DE MUJERES"

Una veintena de dirigentes y jornalizados identificados con pecheras celestes del gremio Asociación Trabajadores del Estado (ATE) y de la Central de Trabajadores Argentina (CTA) ayer realizaron un violento piquete frente al edificio de la municipalidad de Eduardo Castex, donde increparon a trabajadores de prensa y forcejearon con los agentes policiales que resguardaban el ingreso ordenado al edificio municipal, pero permitían que se manifestarán pacíficamente en la zona céntrica castense.
Los dirigentes de ATE dejaron en evidencia que están tratando de incidir en la interna del PJ castense, y desde la comuna distribuyeron fotografías cuando manifestantes ingresaron al comercio del precandidato a viceintendente del PJ castense, y después se retiran con baldes que iban a utilizar para incendiar los neumáticos sobre la calle Padre Durando. (ver notifoto)
La secretaria gremial de ATE, Blanca Isabel, ayer acusó al intendente Darío Balsa de misógino y autoritario, y amenzó que el lunes “se va a agravar el conflicto porque (también) van a venir las compañeras del colectivo de mujeres”. “A igual trabajo, igual remuneración, y las mujeres no pueden cobrar menos, cuando hacen la misma tarea” que los hombres, dijo la entrevistada.
Los dirigentes de ATE y trabajadores jornalizados de la comuna castense ayer cortaron la calle Padre Durando desde Avenida Independencia hasta Diagonal San Martín. Impidieron el tránsito vehicular, y con redoblantes, silbatos y cánticos se manifestaron en el piquete instalado
frente al edificio municipal.
Cerca estaba el móvil de AFIP donde realizaban tramites mayoritariamente adultos mayores, quienes no podían cumplir con los procesos administrativos porque el bullicio no permitía
dialogar en las inmediaciones.

Increpan a periodistas.
Con actitudes violentas e intimidantes increparon innecesariamente a periodistas locales, y después forcejearon con personal policial porque pretendían ingresar “en grupo y por la fuerza” al edificio municipal.
En ese acción, uno de los manifestantes se quedó al lado de un agente policial, haciendo sonar un silbato en el oído con intención que deponga su trabajo de custodiar el ingreso al edificio comunal o reaccione contra los manifestantes. “Nosotros vamos a entrar por las buenas o por las malas”, le transmitieron al subcomisario Marcelo Cortes en la vía pública.
Seguidamente, arribó -aproximadamente a las 10- el fiscal Sebastián Mendiara para transmitir que el intendente Darío Balsa recibiría a un dirigente del consejo directivo gremial y los delegados locales, para conocer la inquietud que los movilizaba para realizar el segundo piquete en esta semana.

Protestas dudosas.
Los vecinos castenses ayer nuevamente transmitieron sus quejas por el mecanismo de protesta de ATE, y desde la comuna ratificaron que existe una marcada politización en el accionar de ATE, donde pretenden incidir en la interna del PJ castense.
Este segundo piquete se concretó a pocas horas que el intendente Darío Balsa remitiera una nota a los delegados locales para comunicar -y confirmar- que contrataría a dos jornalizados por área municipal, y solicitó información sobre los trabajadores que podrían acceder a este
beneficio. Ahora desde el gremio pretenden definir cuales serán los trabajadores que tendrá que contratar la comuna castense.
La secretaria gremial Blanca Isabel Oyarzún confirmó a esta corresponsalía que con el transcurrir de las jornadas “se intensificarán los métodos de lucha” porque el intendente Darío Balsa “está obviando los pasos administrativos”.
“La negociación se abrió con el Consejo Directivo de ATE y el intendente debe convocar a reunión al Consejo Directivo con los delegados de sector y está enviando una nota arbitraria donde pide a los delegados de sector que envié un listado y el decidirá que trabajadores pasará a planta”, expresó.
Según la dirigenta, Balsa “esta incumpliendo el acuerdo que se hizo de palabra, entonces lo que piden los compañeros es que todo lo que se charle con el intendente quede plasmado en un acta, porque no cumple con su palabra”.