Buscan a banda que cometió robos

CONTINUA LA INVESTIGACION POR HURTOS EN GENERAL PICO Y SANTA ROSA

A una semana de los robos perpetrados por una banda delictiva en esta ciudad y en la capital pampeana la Justicia confirmó que siguen firmes con la hipótesis de que los sospechosos son de otra provincia y se realiza un trabajo conjunto entre la policía de La Pampa y los fiscales de las dos circunscripciones judiciales.
En esta ciudad las pericias realizadas avanzaron con la realización de varios identikit y el cotejo de huellas dactilares. Pero la información del caso sigue con reserva para no perjudicar el avance de la investigación.
En la mañana de ayer el fiscal Damián Campos confirmó que siguen trabajando y que la forma en que fueron cometidos los delitos en esta ciudad y Santa Rosa es la misma. Además se considera la temporalidad en la que ocurrieron los tres hechos. Se evidenció que la banda operó primero en esta localidad, el jueves 10 de septiembre por la noche con el robo en el domicilio de calle 18 entre 31 y 33, el viernes en horas del mediodía en una vivienda de avenida San Martín entre 105 y 107, y ese mismo día a las 23 sucedió el ilícito en la capital pampeana en una casa del barrio Villa del Busto.
Dentro de la causa se realizaron diferentes pericias. Se tomaron los testimonios de las personas perjudicadas y también se hicieron los identikit de los sospechosos. Sin embargo, los bosquejos acerca de la apariencia de los sujetos están condicionados porque las víctimas no pudieron ver a todos los intrusos y además vivieron una situación violenta.

Datos firmes.
Los datos que permanecen firmes son: Que en los domicilios ingresaron tres hombres jóvenes, y al menos uno de ellos esgrimió un arma de fuego para amenazar y exigir dinero. Se estima que en la banda había más personas porque pueden haber tenido a otro cómplice esperando en un vehículo para huir después de cometer cada delito.
La diferencia entre los robos ocurridos en esta ciudad y el perpetrado en la capital pampeana es que aquí los sospechosos no lograron alzarse con un botín importante. En los robos locales solo pudieron sustraer algo de dinero, teléfonos celulares, alianzas de oro y una tablet. En Santa Rosa lograron llevarse 15 mil dólares y 35 mil pesos. Por ese motivo, en la investigación no se descartó que los sujetos hayan operado con datos erróneos al cometer los ilícitos en los domicilios piquenses.
Por otra parte, el accionar de los intrusos, que actuaron a cara descubierta e incluso durante el día, refuerza la hipótesis de que sean personas que no residen en la provincia.