Comenzó un juicio

CASO DE CORRUPCION DE MENORES

(General Pico) – En los tribunales piquenses, el juez de audiencia Florentino Rubio coordinó ayer a la mañana la primera de las cuatro jornadas del juicio que se sigue por un caso de corrupción de menores, en el cual el imputado es el padre de las tres presuntas víctimas, a quienes les habría exhibido material pornográfico.
En el inicio del debate, el fiscal Alejandro Gilardenghi, el defensor Armando Agüero y la querellante Estela Rodríguez, presentaron sus alegatos de apertura, luego se reprodujeron los testimonios que ofrecieron las tres presuntas víctimas, todas ellas menores de edad, tras haber declarado en Cámara Gesell.
También declaró la madre de los damnificados, quien mantuvo una relación de pareja con el acusado, y al momento de testificar pidió que el hombre no estuviera en la sala. Hoy se espera que declaren otros siete testigos.
En el juicio que culminará el jueves, se investigan los hechos que habrían ocurrido hace dos años. Al hombre se le imputa haber incurrido en el delito de corrupción de menores, respecto de sus tres hijos biológicos menores de edad, un varón y dos niñas, que tienen entre 9 y 12 años, puesto que les habría exhibido material pornográfico. Esto habría ocurrido cuando los niños iban al domicilio de su padre a visitarlo, quien se encontraba separado de la denunciante.
En el marco de este juicio, también declararán los profesionales que realizaron las distintas pericias psicológicas que fueron ordenadas en la causa.