Concejo rechazó balances y autorizó una auditoría

25 DE MAYO: EL PJ APROBO LA REVISION DE LA GESTION DE BRAVO

El PJ logró imponer su decidida intención de revisar toda la gestión anterior. El Concejo decidió en su última sesión rechazar los balances de 2014 y 2015 y autorizar una auditoría externa integral.
El Concejo Deliberante, en la sesión ordinaria desarrollada el jueves, decidió rechazar balances de los dos últimos años y aprobó la revisión de la gestión del ex intendente David Bravo mediante una auditoría externa. En la reunión también se aprobó la excepción del pago de tasas por agua potable hasta septiembre, y un grupo de vecinos, todos adjudicatarios de las viviendas usurpadas en enero, hizo uso de la “voz del pueblo” para reclamar soluciones.
De acuerdo a lo que expresaron en radio municipal la presidente del CD, Vilma Millán, y las concejalas Mariela Betbeder y Viviana Fernández, integrantes del bloque del PJ, las medidas fueron aprobadas por mayoría. Explicaron que la bancada oficialista logró imponer sus propuestas con el doble voto de la presidencia, mientras que los restantes bloques lo hicieron por la negativa.
Las edilas pejotistas se ocuparon de desglosar los espíritus de las argumentaciones que sostuvieron en la discusión de la propuesta del oficialismo. “Nosotros dimos fundamentos que creemos válidos, propusimos rechazar los balances porque percibimos muchas irregularidades, falta documentación, se nos hace difícil poder establecer con claridad en que se gastó, y a raíz de eso también queremos una auditoría. Lo que alegan los concejales de la oposición es solo una cuestión de forma y no de fondo, dicen que se vencieron los plazos”, indicaron.
“Cuando asumimos nos encontramos con documentación que enviaron desde la gestión anterior -balances de enero a octubre de 2014- que recién en marzo de 2016, cuando entró a sesionar el nuevo Concejo, empezamos a revisar, eran unos 100 tomos, creemos que a pesar de eso lo hicimos muy rápido. La oposición sostiene que vencieron los plazos que establece la Ley de Municipalidades para rechazarlos, pero era imposible. Estamos convencidos que cuando vean la cantidad de irregularidades cometidas la ley nos va a avalar”, sostuvieron.

Falencias.
También revelaron que tienen una voluminosa lista de supuestas falencias administrativas. “Nosotros hemos confeccionado numerosas planillas en Excel con las numerosas irregularidades que advertimos, todos los bloques las tienen y también se las daremos a los auditores externos que el Departamento Ejecutivo contrate”, indicaron.
También dieron el visto bueno a un proyecto de resolución enviado desde la Cámara de Diputados de la Provincia referido justamente a ése tema. “Estamos a favor de la modificación del artículo 67 de la Ley 1597, Orgánica de Municipalidades, dando un plazo de sólo 60 días para que el Ejecutivo presente los balances al Concejo. Esto daría un marco a lo que pasó acá en 25 de Mayo”, dijeron.
La concejala Viviana Fernández fue la más dura al sostener la idea de auditar la gestión de Bravo. “Simplemente tapaban mugre de manera muy desprolija. Necesitamos personas entendidas, técnicos, especializadas en administración pública, contabilidad y derecho quienes van a poder verificar si realmente existieron irregularidades como nos parece. Luego veríamos qué hacemos al respecto”, concluyó.

Compartir