Concejo autorizó a ceder terreno a la empresa Arsat

(Winifreda/Corresponsal)
La compañía, creada por el Estado nacional, había solicitado una parcela a la comuna para instalar un nodo de telecomunicaciones en el marco de su plan de extensión por todo el país. Tendrá la servidumbre gratuita de uso de ese predio por 20 años.
El Concejo Deliberante de Winifreda autorizó a la intendenta Marta Berg a conceder la servidumbre gratuita de uso de un terreno municipal por el término de 20 años a favor de la empresa Soluciones Satelitales Arsat, creada por el Estado nacional. En ese predio, ubicado en la calle Los Inmigrantes, dicha compañía instalará el nodo del equipo de telecomunicaciones.
El tema se trató en una reciente sesión ordinaria del cuerpo legislativo local. Los concejales de ambos bloques (Frepam y PJ) aprobaron el proyecto de ordenanza remitido por la jefa comunal en el cual se dejó constancia que la mencionada compañía había solicitado ante las autoridades municipales una superficie aproximada de 20 metros por 21 metros próxima a la traza de la red federal de fibra óptica y a los accesos principales de esta localidad.
La mandataria consideró que los ediles debían apoyar esta solicitud porque, según ella, “contribuye al desarrollo social y cultural de nuestro pueblo”.
El terreno cedido a la empresa nacional y otro más habían sido donados al municipio por Juan Escudero, un empresario de Buenos Aires que loteó una quinta y para cumplir con una ley provincial tuvo que entregarle a la comuna dos parcelas, una para ser destinada a uso comunitario y otra a espacio verde.
Según informaron medios de prensa nacionales, el Estado nacional está diseñando una amplia política de telecomunicaciones que hará eje en la provisión de conectividad a través de fibra óptica, la utilización de las frecuencias 3G para brindar servicios de telefonía celular, la bajada de contenidos para la televisión digital abierta y la gestión y puesta en órbita de satélites de comunicaciones.

Fibra óptica.
El denominador común para llevar adelante esta estrategia es Arsat, una compañía pública que nació en 2006 para hacerse cargo de la operación de un satélite que pertenecía a la empresa Nahuelsat, pero con el tiempo pasó a ocupar un rol central en la planificación de la política de telecomunicaciones del Estado.
Arsat está desplegando una red nacional de fibra óptica para desarrollar un sistema de telecomunicaciones nacional y popular. Esa fibra óptica ya se instaló en esta localidad y estaría operativa en dos meses. Los trabajos de conexión fueron realizados el año pasado por trabajadores de una empresa pampeana.
En otro orden, los concejales del oficialismo impusieron su mayoría y aprobaron los balances municipales de septiembre y octubre de 2013. Sus pares opositores no les dieron el visto bueno y plantearon una serie de objeciones formales.