Crece el empleo en Victorica

VICTORICA: OBRAS DESCOMPRIMEN LA ASISTENCIA SOCIAL

Unos 300 vecinos de Victorica trabajan en la construcción de obras públicas ejecutadas por el gobierno provincial y nacional a través de empresas constructoras privadas y la municipalidad por intermedio de albañiles locales. Este movimiento laboral descomprime un poco la asistencia social brindada desde el municipio a los pobladores. Así lo ha destacado el intendente Hugo Kenny.
“En estos diez primeros meses del gobierno nacional no hemos notado una masiva solicitud de ayuda por parte de los vecinos, excepto para pagar la luz, eso ha sido bastante recurrente en los meses pasados. Tampoco ha aumentado la cantidad de viandas en el comedor escolar, que rondan las 300 diarias, es más ha habido una pequeña baja en los últimos 20 días. Por ahora no vemos señales que nos preocupen. No hay muchos varones pidiendo trabajo, sí mujeres haciéndolo”, expresó el jefe comunal.
La no concurrencia de hombres al área de Desarrollo Social municipal se debe a que “hay un avance importante de obras públicas con tres o cuatro intervenciones del Estado provincial, una nacional y las que hacemos por administración a través de terceros, todo eso actúa como un atenuante”, evaluó el intendente.

Obras.
Recientemente la Provincia finalizó la construcción del salón de usos múltiples (SUM) en la Escuela 7. La empresa que realizó los trabajos en un plazo de 300 días fue BK Construcciones con un monto de contrato de $5.434.895. La misma contratista está terminando la remodelación la Escuela Agrotécnica, el albergue y la ex vivienda del director. La inversión asciende a $12.536.026 y tiene un plazo de ejecución de 360 días.
Además, se encuentra en su etapa final un barrio de 40 viviendas y avanza a muy buen ritmo la construcción del edificio del INTA con recursos nacionales e internacionales. Otra fuente laboral será la ampliación del Jardín de Infantes 21, que se iniciará en breve con financiación provincial.
Por su parte, el municipio realizó concursos públicos y adjudicó obras a albañiles locales, que a su vez ocupan a peones. Los trabajos en marcha son la construcción y renovación de cordones cunetas y badenes, ampliación de la perrera municipal, pintura en la Casa del Bicentenario y refacción de cinco direcciones municipales en un edificio alquilado por la comuna.

Empleo.
“Estimamos que unas 300 personas están ocupadas en las distintas obras públicas en marcha, incluso son muchas las construcciones privadas y hay semanas en que se hace imposible conseguir un albañil”, señaló Kenny. Muchos vecinos trabajan, además, haciendo changas en los campos.
Para que no decaiga el nivel ocupacional, el municipio apuesta a que Nación le apruebe un ambicioso proyecto de urbanización, cuya documentación original presentó el mes pasado ante la Subsecretaría de Hábitat. “Han comenzado las devoluciones vía correo electrónico las cuales nos permiten ir corrigiendo la iniciativa. Esperemos que se pueda aprobar lo más pronto posible”, anheló Kenny.

Política.
Hugo Kenny está afiliado a la Unión Cívica Radical, pero llegó a la intendencia de Victorica en representación de Alianza Victorica, un frente vecinal integrado por radicales, MID, PRO, Convocatoria Independiente y PJ disidente. También tienen representación institucional sectores independientes y la juventud victoriquense.
“La mesa local no se mete en cuestiones políticas provinciales, solo interviene en asuntos locales y da libertad de acción a cada dirigente para sumarse a los espacios con los cuales se sientan identificados”, aclaró Kenny para luego dar su postura personal con respecto a la conformación de la mesa provincial de Cambiemos.
“Asisto a las reuniones de los intendentes que comulgamos con el gobierno nacional y para mí el Frepam tiene que estar incluido en esa mesa. Soy aliancista y de los que creen que trabajando juntos se pueden alcanzar objetivos claros y concretos”. Uno de ellos, dijo, “es llegar unidos a las elecciones legislativas de 2017”.
Con respecto al acercamiento de intendentes al oficialismo dijo que “en algunos casos puede ser por cuestiones económicas, pero mayoritariamente son por cuestiones ideológicas”.

Compartir