Gonzalo y Martín Morales fueron los vencedores

MIGUEL RIGLOS: EXITOSA SEGUNDA FIESTA PROVINCIAL DEL ASADOR CRIOLLO

Con notable éxito se desarrolló el domingo en Miguel Riglos la segunda edición de la Fiesta Provincial del Asador Criollo, evento de turismo gastronómico que organizó la Asociación de Bomberos Voluntarios local. Los representantes riglenses, Gonzalo Manuel Morales, como asador, y su hermano Martín Ezequiel, como fogonero, presentaron el mejor costillar.
La Fiesta del Asador Criollo comenzó hace años como una actividad ideada para recaudar fondos para solventar los costos de funcionamiento del cuartel bomberil. Hoy se convirtió en uno de los eventos de turismo gastronómico con mayor predicamento en La Pampa, al punto que hace dos años está considera fiesta provincial.
Durante todo el año se realizan en distintos lugares de La Pampa fiestas clasificatorias. Este año hubo nueve subsedes: 25 de Mayo, Mauricio Mayer, Trenel, Arata, Ataliva Roca, General Campos, Macachín, Chacaharramendi y General Pico. De ellas, llegaron 34 duplas participantes.

Tarea artesanal.
En Riglos la festividad es una cuestión de honor, abonada con mucho trabajo y responsabilidad. Mucha gente se involucra en la organización, porque muchos de los detalles que hacen al éxito son obra de manos anónimas que ponen mucho de su tiempo y esfuerzo. Desde la elaboración de pasteles, el armado de souvenirs y centros de mesa, acopio de leña, armado de la carpa gigante, demarcación de los espacios de asado, entre otros.
El domingo las actividades se iniciaron temprano. El centro de atención estuvo en los playones frente a la estación de trenes donde se armó la carpa que albergó a casi mil comensales, y cerca el “patio de asadores”, que este año llevó el nombre de Miguel Márquez, un mítico asador del pueblo.
A las 10 un sirenazo de una autobomba marcó el inicio de la cocción. Y desde entonces mucha gente se acercó para observar la tarea de los asadores y fogoneros.
Imperdible fue el folclore que agregaron a su tarea cocinando peludos, piches, alguna comida de olla. Y para acortar el tiempo, tampoco faltaron los mates con las tiznadas pavas al rescoldo, ni los tradicionales chorizos caseros y algún buen queso de la zona.
Poco después de las 13, otro sirenazo marcó el límite de cocción. Los participantes, uno a uno, comenzaron a desfilar con sus costillares ensartados en sus cruces hacia la zona donde el jurado trabajó. Y rápidamente se dio lugar al trabajo de los cortadores y en minutos, en medio de un aplauso ensordecedor, comenzaron a llegar a las mesas las tiras de asado.

Ganadores.
Tras el almuerzo se dio lugar al momento de mayor trascendencia de la tarde: el anuncio de los resultados de la jura de los costillares. El primer lugar fue para los jóvenes representantes locales Gonzalo Manuel Morales (asador) y su hermano Martín Ezequiel (fogonero), quienes se llevaron la mayor ovación de la fiesta.
Los representantes de los Bomberos Voluntarios de Trenel, Omar Pregliato y Omar Pedro Heck, se quedaron con el segundo premio. El tercer lugar correspondió a José Alberto Argüello y Hugo Luis Martínez, representantes de la Municipalidad de Trenel.
El cuarto lugar fue para las dos únicas damas participantes, Estela Sol y Yesmín Sandoval, quienes representaron a la Asociación Infantil de 25 de Mayo. Adolfo Ernesto Funes y Gonzalo Prado, participando por la comuna de Mauricio Mayer fueron quintos. Y Heraldo Heimbigner y Héctor Juanes, por el Instituto Secundario de General San Martín, resultaron sextos.
En el cierre se presentaron el grupo musical “Generación” y el humor del grupo “Dúo Deno”.