“La obra se hizo con un horizonte de 30 años más”

LA CORPICO AVANZA EN EL SISTEMA DE TRATAMIENTO DE EFLUENTES

Desde la entidad eléctrica explicaron que sólo resta culminar una obra civil y la colocación de un tamiz que facilitará el filtrado previo del líquido a tratar. También destacaron que la obra, que busca mejorar la calidad de los líquidos tratados, no genera contaminación.
La Cooperativa Regional de Electricidad Obras y Otros Servicios de esta ciudad (Corpico), espera poder completar este año el sistema de tratamiento de efluentes cloacales, que se lleva a cabo con financiamiento del gobierno provincial.
Según informaron Paulo Pechín, titular del servicio de Agua Potable y Saneamiento Urbano (Apysu) y Daniel López, secretario del Consejo de Administración de la Corpico, la obra -que ya está en funcionamiento- está culminada en un 85 por ciento, y sólo resta la colocación de un sistema de tratamiento de filtrado, que se instalará una vez que se finalice una obra civil que se concreta en el predio donde funciona el sistema.
“En los últimos años conseguimos del gobierno provincial varias partidas presupuestarias para llevar adelante la obra de ampliación del sistema de tratamiento de efluentes cloacales. Esto es un proyecto que se generó en la década del 70, donde se preveía la ampliación de las baterías de tratamiento en función del crecimiento de la ciudad”, explicó Pechín.
“Cuando se inició el servicio de cloacas había 3.000 conexiones en la ciudad, y hoy hay tenemos cerca de 20 mil. Hicimos la construcción de una pileta, que es de tratamiento primario o anaeróbico. Son piletas donde ingresa el líquido crudo y por un proceso biológico se genera la depuración del líquido, que después sale por otro extremo de la pileta y va a parar a los lugares de deposición final y tratamiento más depurado”, agregó.
“En 2014 recibimos la segunda partida presupuestaria con la cual casi finalizamos ese proyecto, que hoy se encuentra en un 85 por ciento, y resta la colocación de un equipo electromecánico de tratamiento primario, un tratamiento de filtrado”, sostuvo. Dicho tamiz facilitará el filtrado previo del líquido que se trata.

Demandas futuras.
La importante obra que llevó a cabo la cooperativa local, consistió en la construcción de poco más de cinco hectáreas de laguna de tratamiento, lo cual implicó un gran movimiento de suelo.
El titular de Apysu explicó que estas tres piletas, que se hicieron en esta etapa, llevan una obra de hormigón, a través de la cual se conducen los líquidos, y el sistema de tratamiento de efluentes cloacales, se completa con una obra civil, que es un by pass donde se genera el filtrado previo del líquido y la derivación hacia un sentido u otro.
Por su parte López explicó que la obra que se está a punto de culminar, se hizo “con un horizonte de 30 años más”, y destacó que los efluentes que recibe el sistema, son en su mayoría de los denominados “domiciliarios”, los cuales no tienen gran contaminación.
Asimismo el directivo cooperativista subrayó que el sistema de tratamiento de efluentes fue construido en un predio de 400 hectáreas, en las cuales se prevé forestar y realizar distintos tipos de cultivos.

Proyecto ambicioso.
López indicó que “antes de fin de año” se colocará el tamiz con el cual se completará la obra de tratamiento, y que luego de ello, sigue un “proyecto más grande de forestación y reutilización del agua”.
“Nosotros terminaríamos la obra civil para mejorar la calidad y después tenemos que atender los volúmenes, que nos faltaría una obra para garantizar que el agua no se nos escape. No es normal lo que viene pasando en los últimos años, pero nosotros tenemos que estar preparados, por eso hicimos ese fusible a La Barrancosa (estancia de la zona), esperando un pico, y el pico vino”, explicó.
El dirigente de la Corpico dijo que la entidad eléctrica local recibió dos partidas presupuestarias de 14 y 15 millones de pesos, durante la gobernación de Oscar Mario Jorge, y que se hizo un uso eficiente de los fondos, para llevar a cabo la obra de tratamiento de efluentes, que está proyectada para atender la demanda de la ciudad, por los próximos 30 años.
Por último, en lo referente al tratamiento de efluentes, López destacó: “Hemos garantizado que no haya contaminación con nitratos que es una preocupación del ambientalismo en general, es muy soluble y va a parar a la napa. Esa contaminación la hemos parado, y la forestación tiene que ver con eso. El proyecto es mucho más grande, pero nosotros comenzamos con la calidad de los líquidos.