La Cosedo analiza volver con la Exposición Apícola

MEJORAS CLIMATICAS PERMITIERON RECUPERAR PARTE DE LA ACTIVIDAD

La Cooperativa de Agua Potable y Otros Servicios Públicos de Doblas (Cosedo) analiza la posibilidad de volver a organizar este año la tradicional Expo Apícola, aprovechando la buena cosecha que se registró en la región a partir de notables mejoras en las condiciones climáticas.
Jorge Páez, presidente de la Cosedo, informó que analizan el tema y en breve tomarán una decisión. Además, el dirigente se refirió a los resultados del Pacto Eléctrico para esa entidad y sostuvo que la fluidez en la llegada de los fondos es lo que determina su eficacia o graves problemas a las cooperativas.
Las mejoras climáticas permitieron recuperar parte de la actividad apícola en la zona y que la cooperativa, pionera a nivel nacional, lo refleje en sus números y actividades. El presidente, al respecto sostuvo que “volvimos a los volúmenes de extracción de tiempos buenos, por nuestra planta pasaron unas veinte mil alzas de unos sesenta productores”, movimiento que permitió al menos recuperar el optimismo.
Tras superar la anterior temporada y que el dirigente calificó como “la peor de la historia”, este año “el clima acompañó y entusiasmó a mucha gente que tenía gran parte de los elementos y los conocimientos y volvió a producir”. El dirigente cooperativista consideró naturalmente que eso “es bueno, porque si sigue así en poco tiempo podemos recuperar el nivel de los mejores años y ya sabemos lo que significa eso en la zona y la cooperativa”.
En tanto, lamentó que por ahora el precio de la miel no ayude. En el mismo sentido, indicó que “los importadores están pagando menos que el año pasado y en pocos días más tendremos un panorama claro cuando se conozcan los rindes en la cosecha en Estados Unidos, el precio va a depender un poco de eso”. Mientras tanto los productores están tratando de aguantar la miel a la espera de mejores valores.
Por estos días, la Cosedo analiza si volverá a encarar este mes de agosto el montaje de la tradicional Expo Apícola. “Ya nos estamos reuniendo y analizando cómo está la situación, lo vamos a decidir en breve”, anunció. Reiteró que especialmente en Buenos Aires y La Pampa la cosecha ha sido buena y “aunque se nos han caído muchos productores” el momento parece el adecuado “para hacer la muestra, tal vez un poco más chica, pero creo que vale la pena estar presentes”, enfatizó.

Pacto Eléctrico.
Esta cooperativa es una de las que aún no cobró la totalidad de lo acordado en el pacto del año anterior. “Nos está faltando un treinta por ciento del total, más o menos”, estimó el presidente y agregó que “en parte lo hemos podido descontar de la factura de la APE (Administración Provincial de Energía), pero como el volumen de facturación es chico las cosas se nos complican”.
Con esos fondos las obras realizadas fueron mejoras en los sistemas de distribución y potencia, incluido un nuevo barrio de viviendas sociales inaugurado en la localidad de Doblas. “Lo hemos podido hacer, siempre con la dificultad que debemos adelantar los fondos y esperar para recuperarlos”, reiteró y respondió luego que “de llegar en tiempo y forma, seguro que ese dinero impactaría en forma positiva, pero las demoras arruinan todo”.
Con el pacto 2015 recién firmado, “hemos tenido que afrontar estos casi cinco meses del año con muchos problemas, cuanto más chica la cooperativa, por su volumen, menos los recursos y más los problemas, así de sencillo y claro”, dijo Páez.
Compartió la preocupación de todo el movimiento cooperativo respecto no sólo de los incumplimientos de estos pactos sino del futuro ya que a fin de 2015 se cumplirán dos años con la tarifa congelada “y desfasaje va a ser enorme. No sabemos cómo va a terminar esto y nos preocupa mucho”, opinó.

Ordenados.
Paéz respondió luego que pese a la coyuntura la entidad esta ordenada, a poco de terminar de pagar una importante deuda que la puso en jaque años atrás “y pese al escaso volumen, con mucho esfuerzo y aporte de los empleados, estamos brindando buenos servicios, hemos tenido un verano sin problemas en energía y agua y eso nos deja satisfechos”.
Sin embargo no cesa la necesidad de seguir por ese camino y gestionando recursos. “Tenemos cosas pendientes y pocos recursos, nuestras redes eléctricas están bien en el pueblo, pero hay líneas con dificultades en la zona rural y a eso apuntamos. La pelea sigue todos los días”, indicó.