Le prohíben ingreso a Acha

UN JOVEN DAÑO CASA Y AUTO A PIEDRAZOS

El Juzgado de Control dispuso la prisión preventiva al adolescente, acusado de haber intentado ingresar a una vivienda de esta ciudad, con claras intenciones de sustraer elementos de valor. El hecho no llegó a consumarse porque el imputado fue sorprendido por los propios dueños de la casa.
De todas formas el implicado recuperó la libertad, la prisión preventiva fue sustituida por una prohibición de ingreso a General Acha. Tampoco podrá mantener ningún tipo de contacto, ya sea personal o a través de cualquier medio tecnológico con los damnificados.
La decisión fue adoptada por el abogado Federico Rivara, quien intervino como juez de control ad-hoc, porque la subrogante Daniela de La Iglesia se inhibió de actuar porque adujo que interviene en causas que se tramitan por ante el Juzgado de la Familia y el Menor local a su cargo, en las cuales se encuentra involucrado el mismo adolescente.

Formalización.
La resolución del juez ad-hoc Rivara, se produjo durante la audiencia de formalización desarrollada ayer después del mediodía en la sala del edificio judicial de calle Don Bosco 665. En representación de la fiscalía, lo hizo el adjunto Francisco Cuenca, quien informó al imputado los hechos que se les atribuye haber cometido, al igual que su correspondiente calificación legal. Mientras que el imputado fue asistido por el defensor oficial sustituto Marco Mezzasalma.
En un principio la conducta del adolescente fue encuadrada en los delitos previstos en los artículos 149 bis (amenazas), 162 y 42 (hurto en grado de tentativa), y 183 (daño), todos en concurso real (artículo 55). Además, se atribuyó el agravante del artículo 41, ya que el hecho fue cometido junto a un menor de edad.

Pedido.
En la audiencia el fiscal adjunto Francisco Cuenca solicitó al juez que mantenga la prisión preventiva del implicado por el término de 20 días. No obstante, el juez ad-hoc Rivara no hizo lugar a tal petición, y sustituyó la preventiva por la prohibición de ingreso a la localidad. Por esa razón el imputado fijó domicilio en la capital pampeana, informó prensa de la fiscalía.
El miércoles alrededor de las 1.30 el adolescente -acompañado por un menor de edad- intentó ingresar por una de las ventanas de la vivienda ubicada en Pasaje Celso Valla, pero no lo pudo hacer porque fue sorprendido por los dueños de la casa. La persona que quiso cometer el hecho fue reconocido por el vecino, por lo que se trasladó hacia su domicilio con intenciones de hablar con él, pero éste lo amenazó de muerte, así que el damnificado se retiró del lugar.
Después de algunos minutos el imputado regresó al domicilio del hombre, y comenzó a arrojar piedras contra la casa, provocando daños en la puerta de acceso. Lo propio, hizo con el vehículo particular del damnificado (Renault 12).

Compartir