María Elena García reconoció que pidió adelanto de sueldo

(General Acha) – La jefa comunal desmintió que se hubieran suspendido los anticipos y centró su mensaje en acusar a funcionarios o empleados que hicieron trascender la documentación que testimonia esa operación contable.
La viceintendenta a cargo de la comuna local, María Elena García, reconoció haber recibido una importante cantidad de dinero en concepto de adelanto de sueldo, que destinó a vacacionar unos días en Tandil, a fines del mes pasado. Consultada por esta corresponsalía, negó que en esa época hubiera dispuesto la cancelación de anticipos salariales al personal de la administración municipal y centró su mensaje en acusar a funcionarios o empleados que hicieron trascender la documentación que testimonia esa operación contable.
“Es cierto, yo efectué ese retiro, pero quiero aclarar que en ningún momento estuvo prohibido el adelanto de sueldos. No hubo ningún cartel”, afirmó al dar su explicación sobre el tema que alarmó y preocupó sobre manera a los agentes estatales, quienes reclamaron airadamente por sus derechos y sobre todo en una etapa de necesidades, dado que los sueldos de abril recién se liquidaron diez días después de esa fecha.

Facsímil.
García calificó como “una falta de ética”, que se haya filtrado y difundido a través de LA ARENA un facsímil del documento a través del cual se autorizó el adelanto salarial de la jefa comunal, con la firma del responsable de Contaduría, Claudio Javier Andueza y del secretario de Gobierno, Javier Bassa.
En consecuencia, la intendenta adelantó que ordenó, a través de su asesora legal María Cielo Russo, una investigación en torno a la maniobra de ilustración a la que se alude. “Eso es para mí lo más preocupante”, sostuvo y afirmó que había ordenado sustanciar un sumario administrativo a los fines de determinar la identidad de las personas que posibilitaron que una copia del documento estuviera al alcance de este diario. “Ya está en manos de la Asesoría Legal y el sumario administrativo está en marcha, afirmó María Elena García.

Subsidios.
También se ocupó en desmentir que se hubieran interrumpido los anticipos de sueldos a los operarios y empleados municipales, como asimismo que en el edificio municipal se colocaran carteles que así lo indicaban. En cambio, admitió que casualmente hacia fines de abril último, ella había dispuesto suspender la entrega de subsidios. “Fue porque depende pura y exclusivamente del área de Bienestar Social”, dijo.
La intendenta a cargo asumió que recibió un adelanto de haberes que alcanzó los 900 pesos. En tanto su esposo, Carlos Mendive -que revista como chofer del Concejo Deliberante- recibió 400 pesos. La suma de esas cifras habría tenido por finalidad contar con efectivo en un viaje de placer que la pareja realizó a Tandil, a modo de mini vacaciones, según revelaron fuentes cercanas.

Apuestas.
La versión de María Elena García se conoció en una rueda de prensa a la que accedió la propia jefa comunal, pero puso como condición referirse “exclusiva y brevemente” a esa problemática. La funcionaria eludió emitir opinión o entregar información acerca de otras versiones que señalaron insistentemente que algunos cheques oficiales de esta municipalidad fueron vistos en circulación en una jornada hípica en el hipódromo Felipe Sánchez, que forma parte del Club Campos.