Organizan pollada para recuperar un jardín

EDIFICIO CON PELIGRO DE DERRUMBE

(General Pico) – Los padres de los niños que asistían al jardín de infantes de calle 13 entre 14 y 12, que sufrió daños en sus instalaciones la semana pasada, están organizando una venta de pollos y buscan recaudar fondos para recuperar la institución.
Una de las madres explicó a este diario que la situación es preocupante porque de pronto debieron reubicar a sus hijos, las maestras quedaron en una situación laboral complicada y cada familia debió reorganizarse pensando en la seguridad de los menores.
Con la intención de llegar a conseguir un nuevo local donde funcione la guardería los padres han pensado en recaudar fondos y lograr que sus hijos sigan asistiendo al Jardín Carrusel en una nueva ubicación porque están conformes con la atención que reciben sus hijos, los niños quieren seguir viendo a sus compañeritos y ya hay una relación de confianza con las docentes.
El jardín tuvo un problema edilicio el pasado 11 de agosto cuando un contratista comenzó a realizar un zanjeo en la calle 13 que afectó los cimientos de la guardería y ante el peligro de derrumbe el lugar fue desalojado. En cuanto a los trabajos que produjeron el problema, se trata de una empresa contratada para colocar ductos eléctricos para el abastecimiento de media tensión de un edificio ubicado sobre la calle 14.