Pidieron prisión por amenazas

SANTARROSEÑO INTIMIDO CON UN REVOLVER A UNA VECINA

(Winifreda) – El fiscal Facundo Bon Dergham, sometió a juicio directo a un hombre de 40 años de edad de Santa Rosa, que fue acusado por la Fiscalía de haberse apersonado el 9 de septiembre, cerca de las 11 de la mañana, en una vivienda de Winifreda ubicada en la calle España. En dicha propiedad vivía una familia con quien el imputado tenía lazos laborales.
El santarroseño, de apellido Fuentes, de modo amenazante, procedió a reclamar una presunta deuda exhibiendo un arma de fuego que sacó de su cintura y le apuntó a la dueña de la casa para luego retirarse del lugar con unos 1.600 pesos en un Ford Focus.
La mujer se comunicó telefónicamente con su marido y éste dio aviso de lo sucedido a la policía. Horas después, el sospechoso fue interceptado por efectivos de la Seccional Segunda de Santa Rosa sobre la avenida Eva Perón y Río Colorado a bordo del vehículo antes mencionado y debajo del asiento del acompañante se le encontró un revolver calibre 32 con 6 municiones en su tambor, el cual fue secuestrado en el lugar.
El lunes pasado en la Ciudad Judicial se le realizó un juicio directo. Ese día, el imputado, que carecía de antecedentes penales, asumió su responsabilidad penal por el hecho en cuestión con el asesoramiento de su abogada.

Juicio directo.
En dicho caso, el fiscal Facundo Bon Dergham solicitó al Juez una condena en orden al delito de amenazas calificadas en concurso real con el delito de portación de arma de fuego de uso civil sin la debida autorización en calidad de autor, requiriendo una pena dos años de prisión e inhabilitación especial por el término de cuatro años para portar armas de fuego.
Asimismo, requirió imponer como reglas de conducta por el término de dos años la de fijar residencia y someterse al cuidado del patronato de liberados, como así también la de abstenerse por dicho término a concurrir al domicilio de la parte damnificada, abstenerse de relacionarse y de mantener contacto personal con dicha persona y de su grupo familiar.
El próximo 21 de septiembre, de hacerse lugar a lo pedido por la Fiscalía, será dictada la sentencia condenatoria respectiva por el Juez de Audiencia Andrés Olié.
La causa fue resuelta por la Fiscalía interviniente en escasos tres días. La vecina winifredense que fue increpada por el acusado declaró que el hombre estuvo a prueba como chofer de su marido, que es camionero, pero como su trabajo no satisfizo a su cónyuge no se lo contrató, por lo tanto, entendieron que nunca se produjo una relación laboral.