Policía a pasiva acusado de ser cómplice de una banda narco

25 DE MAYO

Por tercera vez en una semana efectivos de las fuerzas de seguridad están en el centro de la escena mediática acusados de haber cometido graves delitos o de haber incumplido sus labores como funcionarios públicos. El lunes se conoció la historia de del bombero de la Policía de Seguridad Aeroportuaria que administraba un “hotel” en el que eran prostituidas mujeres de la ciudad. El martes dos efectivos de la policía provincial fueron detenidos acusados de robarse 120 vacunos en la zona de Carro Quemado. Ayer, un efectivo de 25 de Mayo por dar aviso de un procedimiento de Toxicomanía que iba a realizarse en la ciudad lo que le valió el pase a pasiva.
La situación ocurrida en 25 de Mayo fue confirmada ayer por el ministro de Seguridad, Juan Carlos Tierno que, como lo viene haciendo desde que asumió, utiliza su propia cuenta de Facebook personal para dar a conocer información oficial.
“La investigación se inició a partir de actuaciones de la División Toxicomanía de la localidad sureña, que solicitó la orden de allanamiento del Juzgado Federal, procedimiento que se habría frustrado porque un individuo (el efectivo) habría avisado al destinatario de la medida judicial, quien se habría desprendido de la prueba”, informó el ministro.
“Por ese motivo, el ministro de Seguridad dispuso radicar la denuncia en el Ministerio Público Fiscal por el eventual delito de incumplimiento del deber de funcionario público y violación del secreto de la investigación, lo que llevaron a cabo funcionarios de ese ministerio esta mañana, poco antes del mediodía”, agregó .
En el caso -agregó el comunicado del ministro- está interviniendo el Fiscal de Investigaciones Administrativas, Juan Carlos Carola y al jefe de la Policía de La Pampa, Roberto Ayala, para que disponga la realización de un sumario y el pase a pasiva del efectivo involucrado.

La voz del jefe.
Ante la reiteración de hecho delictivos cometidos por efectivos de la Policía de La Pampa, LA ARENA consultó al jefe de la fuerza, el comisario Roberto Ayala, sobre el impacto que tienen los dos hechos que salieron a la luz esta semana y que pusieron en bajo la lupa a los uniformados.
“Pienso que esto no afecta en lo más mínimo. Yo siempre voy a reiterar que somos una fuerza que nos hemos autodepurado. Todos los casos que tienen a efectivos bajo sospecha han surgido por investigación propia. Los policías que han tomado conocimiento de situaciones que comprometen a otros policías, han puesto inmediatamente toda su investigación a disposición de la justicia. Estamos bregando para que estas situaciones no se reiteren”, dijo Ayala.

Compartir