“Presentaron certificados médicos comprados”

CEVIC: PRESIDENTE JUSTIFICA DESPIDO DE GERENTE Y ADMINISTRATIVOS

(Victorica) – El presidente de la Cooperativa Eléctrica de Victorica (Cevic), Jorge Díaz, defendió la decisión del Consejo de Administración de la entidad de despedir en el año 2015 al ex gerente Manuel Montiel y el mes pasado al empleado administrativo Sebastián Canelli. Su compañero Esteban Fiorenza también se quedará sin trabajo.
Estos dos últimos “presentaron certificados psicológicos comprados. Vamos a denunciar a la psicóloga ante el Colegio de Psicólogos porque les otorgó esos documentos sin historia clínica”, embistió Díaz.
El dirigente realizó estas declaraciones en una conferencia de prensa que brindó ayer ante medios de comunicación de la localidad oesteña. “Montiel no era empleado de la cooperativa, tuvo un breve paso por la gerencia, no se adaptó y el Consejo de Administración lo separó del cargo como sucede en cualquier empresa donde te contratan para determinada función y si no te adecuas o cubrís las expectativas para la cual te convocan te hacen la liquidación y te dicen hasta luego”, manifestó Díaz.
Montiel reclama una indemnización laboral de 300 mil pesos. “Está todo en la Justicia, personalmente he ido dos veces al Juzgado Laboral de Santa Rosa donde ellos (ex gerente y su abogado) buscan conciliar y le he dicho al juez que no tengo nada para conciliar porque nosotros le realizamos la liquidación de haberes”, agregó.
Díaz negó una persecución laboral de su parte hacia los empleados Canelli y Fiorenza. La entidad “tiene 45 personas trabajando en distintas áreas y son engranajes de la empresa. Si en un mes, un empleado falta 20 días ya hay un engranaje que no está funcionando bien y no puede argumentar que lo hace porque militó en un partido político. Esta no es la Unidad Básica, es la cooperativa donde se viene a trabajar porque es de los asociados”, señaló.

“No acataron órdenes”.
Ambos trabajadores “no acataron algunas órdenes, se tomaron atribuciones que nos les correspondía, se les llamó la atención y optaron como tantos empleados públicos por presentar los famosos certificados psicológicos, que se compran a 700 pesos en Santa Rosa, pero se les fue la mano porque Canelli, por ejemplo, hace un año y siete meses que no trabaja”, denunció.
Canelli fue cesanteado con liquidación de haberes y con su compañero de trabajo “se seguirá el mismo camino”. Ambos pertenecen al gremio de Luz y Fuerza de Mercedes, Buenos Aires y según Díaz “el gremio estuvo de acuerdo con nuestra medida y les pidió que se reincorporaran porque no pueden presentar un certificado psicológico sin historia clínica durante tanto tiempo, incluso cuando los convocamos a una junta médica fueron entrevistados por los profesionales de la cooperativa y no conocían ni el consultorio de la psicóloga que emitió el certificado, era una joda”.
A raíz de esto, “vamos a denunciar el accionar de la psicóloga ante el Colegio de Psicólogos de La Pampa y ante la AFIP”. En la mira está otro empleado por haber presentado certificados similares emitidos por la misma profesional de la capital pampeana.