Preventiva a agresor de jefe comunal

ATAQUE EN QUETREQUEN: LA CAUSA ESTA CARATULADA COMO HOMICIDIO SIMPLE EN GRADO DE TENTATIVA

El juez Pregno le impuso la prisión preventiva por 90 días al agresor de Juan Resio. La defensa presentó una hipótesis muy diferente de los hechos: dijo que el choque se habría producido de forma accidental y que la herida de arma blanca fue producto de un forcejeo.
GENERAL PICO – Raúl Fernando Gómez quedó detenido con prisión preventiva tras haber atacado con un arma blanca el sábado a la mañana a Juan Pablo Resio, presidente de la Comisión de Fomento de la localidad de Quetrequén.
En una audiencia de formalización de la Investigación Fiscal Preparatoria que se realizó ayer pasado el mediodía en los tribunales de esta ciudad, el juez de control Heber Pregno le dictó la prisión preventiva por el término de 90 días, durante el cual se deberán llevar a cabo distintas medidas de prueba. El magistrado calificó el hecho de manera inicial como Homicidio Simple en grado de tentativa.
En el inicio de la audiencia, la fiscal Emilia Oporto relató los hechos investigados. En este tramo del proceso, la funcionaria judicial indicó que el sábado a las 11.30 en el interior de la localidad de Quetrequén, Gómez al mando de un automóvil Renault Logan arrolló al jefe comunal en el momento en el que éste acomodaba en su camioneta Renault Oroch, unas bolsas de mercadería que había comprado en un comercio del medio, que está ubicado frente a su domicilio particular.
Tras ello, según dijo la fiscal, el acusado descendió de su auto y arremetió contra Resio al que le dio un puntazo en el pecho, y un vecino que intercedió en el incidente y que le detuvo la mano al imputado, logró que cesara en la agresión.

Medidas de prueba.
Minutos después, el fiscal Guillermo Komarofky solicitó las distintas medidas de prueba. En primer término pidió el secuestro judicial de las ropas que vestían al momento del hecho tanto el acusado como el damnificado. También solicitó que se le practicara a Gómez un examen antropométrico y un examen mental obligatorio.
Además Komarofky pidió que se entreviste a un testigo menor de edad en Cámara Gesell, que habría sido testigo del hecho, y solicitó la imposición de la prisión preventiva hasta la finalización del proceso judicial, tras argumentar que quedaban configurados el peligro de fuga como el de obstaculización de la investigación.
Sobre esto se explayó el fiscal general Armando Agüero, quien se refirió en primer término a las múltiples lesiones sufridas por la víctima. El funcionario judicial dijo que para la Fiscalía se trataba de una tentativa de homicidio, por la violencia del choque vehicular, y además señaló que algunos testigos del hecho apuntaron que familiares de Gómez, habrían ocultado el arma blanca utilizada, la cual hasta ayer no había sido encontrada.

Segunda teoría.
A su turno, el defensor Fernando Guevara sostuvo una hipótesis muy diferente a la planteada por la fiscalía. El letrado dijo que Gómez circulaba en su auto hacia su domicilio y que al intentar esquivar a un perro que se le cruzó en la calle, fue que colisionó contra la camioneta de Resio que estaba estacionada. Luego Guevara dijo que el jefe comunal descendió de su vehículo y comenzó a insultar a su defendido por el accidente de tránsito.
Tras ello, expuso que Gómez bajó del Renault Logan con un cuchillo en la mano, y que tras un forcejeo hirió a Resio de manera accidental. En este sentido el defensor argumentó que Gómez habría bajado con un arma blanca, luego que en otras ocasiones fuera agredido por el damnificado de esta causa.
Luego de este relato, Guevara difirió con la calificación legal del hecho, y dijo que se tratarían de Lesiones en Riña, la cual prevé una escala legal muy diferente a la planteada por la Fiscalía. Por lo mismo se opuso a la imposición de la prisión preventiva y solicitó que se le impusieran medidas sustitutivas como podría ser una restricción de acercamiento tanto a la víctima como a los testigos.
Minutos más tarde, y tras escuchar los planteos de cada una de las partes intervinientes en el proceso, el magistrado le formalizó la Investigación Fiscal Preparatoria a Gómez, por la presunta comisión del delito de Homicidio Simple en grado de tentativa.
Además ordenó el secuestro judicial de las prendas de vestir que usaban al momento del hecho tanto el imputado como la víctima. También estableció entrevistar a un testigo menor de edad en Cámara Gesell, y que se le realizara al acusado a un examen antopométrico y otro mental.
Por último, resolvió imponerle a Gómez la prisión preventiva por 90 días, el plazo que dura la Investigación Fiscal Preparatoria, y no hasta la finalización del proceso como habían solicitado los fiscales.