Proyectan un 25% de suba en créditos

MUNICIPIO PIQUENSE TRABAJA CON DOS LINEAS DE PRESTAMO Y UNA POR RECUPERO

En 2016 se realizaron 750 entrevistas por créditos en el municipio, de los cuales avanzaron unos 100 proyectos que obtuvieron los préstamos. Hasta ahora la comuna ha logrado un alto nivel de cumplimiento por parte de los beneficiarios.
El director de Desarrollo Económico y Productivo comunal, Marcos Pico, anticipó que para este año habrá un incremento en los créditos a entregar y consideró que la ciudad tiene un “carácter emprendedor”.
El funcionario en diálogo con LA ARENA, señaló que durante 2016 “trabajamos con dos líneas principales de entrega de préstamos y una de recupero a través de la Ley de Descentralización que destina fondos específicos para apoyo a la producción. Por descentralización se tramitaron unos 35 créditos con un promedio general de 50 mil pesos de crédito”.
“Con el recupero se logró reinvertir en unos 55 préstamos más. Junto con esos 90 beneficios estuvieron también en esta localidad los correspondientes al Ministerio de Desarrollo Territorial, con la Ley 2870, que significaron otros 10 créditos”, agregó.
Los préstamos que lleva adelante la comuna son de montos más reducidos que los que promueve en forma directa el gobierno provincial, pero en total fueron unos seis millones de pesos destinados el pasado año. Y para 2017 “la proyección es crecer un 20 a 25 por ciento en la cantidad de créditos otorgados”.
El funcionario señaló que se están gestionando más solicitudes por la Ley 2870 porque luego de un año ya están con más agilidad para trabajar en ello. “Es una línea nueva, con una metodología de trabajo muy propia de esa ley que determina que un consejo productivo vea los proyectos que van a ser presentados, y por ello también se trabaja mucho con la gente para avanzar en los requisitos”, explicó.
El cumplimiento de los 10 beneficiados en 2016 ya se está percibiendo con el pago de los intereses. Además, Pico indicó que este año comenzaron con un recorrido por esos emprendimientos y pudieron observar que el dinero se invirtió en el gasto previsto de cada Pyme.

Con lista de espera.
La lista de espera es importante en General Pico, y los proyectos presentados se organizan por fecha de ingreso, por prioridad, viabilidad y según su nivel de formalidad ya que la gestión de algunos trámites a veces lleva su tiempo. En el 2016 se hicieron una 750 entrevistas a emprendedores interesados en créditos, y de ellos unos 100 consiguieron el beneficio. El 50 por ciento de las entrevistas se materializaron en importantes avances de los proyectos, pero algunos no se lograron por falta de fondos y otros porque no llegaron a concretar la documentación.
Tener la documentación al día y llegar a asumir responsabilidades administrativas es el principal punto de “falla” de las solicitudes. La persona que emprende o lleva adelante una empresa debe trabajar en varios frentes y para poder formalizar tienen un esfuerzo más, explicó. Ya sea en el caso de quien tiene una actividad secundaria que luego se transforma en su emprendimiento principal, como para aquellos que por una necesidad imperiosa deben encontrar una forma de sustento y la principal preocupación es generar ganancia.
Pico indicó que en ese sentido se consideran las cuestiones personales pero la evaluación que se realiza es sobre el proyecto. Entonces se ven opciones, como lo es ahora el monotributo social, los plazos de habilitación y un acompañamiento desde la comuna en todo el proceso. Esta formalización debe ser vista como una manera de poder crecer, dijo el director, porque da acceso a los créditos y también sirve para dar un orden al emprendimiento.
Uno de los aspectos que se resalta a los interesados es la diferencia con un subsidio y la posibilidad de contraer una deuda. Pero la municipalidad ha logrado una muy buena tasa de recupero para reinvertir, afirmó.