Realicó: el viento voló el techo de un garage

El techo de un garage fue arrancado por las fuertes ráfagas de viento que azotaron la localidad en la noche del jueves. Además, un pino frente al hospital se cortó a la mitad y gran cantidad de ramas arrancadas de los árboles quedaron dispersas por todo el pueblo tras la tormenta, que dejó un registro pluviométrico de 38 milímetros.
El viento comenzó pasadas las 22, y con él una persistente lluvia que se intensificó con el paso de los minutos. Los propietarios de una vivienda del barrio ubicado al suroeste, sobre calle Mattiazzo al 1900, tras un gran estruendo vieron azorados como el techo del garage ya no estaba. Las chapas se elevaron y cayeron en el patio de un vecino, pero a su paso también arrancaron el tanque de agua. Los bomberos voluntarios concurrieron al lugar para asistir a la familia en los momentos de mayor desesperación. El vecino, de apellido Coronel, explicó a este medio que tras gran esfuerzo habían cambiado el techo de la casa y del garage hacía poco. Dijo con desesperación “no sé cómo vamos a hacer, con lo que cuesta todo, porque también tenemos que comprar y colocar el tanque, arreglar las paredes que se rajaron por los golpes y estamos pagando el crédito”.