Reivindicaron “el primer Centenario”

(General Pico/Agencia)
En el acto oficial de inauguración de la edición 2012 de la 80º Exposición de la Sociedad Rural de General Pico, el titular de esa entidad, Jorge Arocena, cargó contra el gobierno nacional por “no respetar las instituciones” entre otros conceptos y afirmó que se perdieron “los valores que hicieron grande a la Nación”.
El discurso del presidente de la SRA local recorrió una línea histórica, donde recordó los primeros pasos dados por la entidad, recordando nombres y trayectorias. El tono de sus palabras fueron más filosas cuando se refirió al gobierno de Cristina Fernández.
Arocena señaló: “Sufrimos el deterioro de los valores que hicieron grande a nuestra Nación; el nivel de nuestro sistema educativo; la dignidad del trabajo; la incapacidad del sistema judicial de actuar con independencia, y el baluarte fundamental de la Nación, nuestra constitución, violada y vulnerada permanentemente”.
No dejó de llamar la atención la falta de autocrítica del titular de la Sociedad Rural, al referirse a la violación de la Constitución Nacional, por el acompañamiento de esa entidad a los golpes de Estado que derrocaron gobiernos democráticos y pulverizaron los derechos constitucionales.
El dirigente ruralista, además, alertó sobre el “socialismo y populismo que avanza sobre latinoamérica” y que, según su óptica, pone en peligro la “propiedad privada”. Agregó que pondrán todo desde esa institución para conservar el “ser nacional” y luego le dirigió unas palabras al gobernador Oscar Mario Jorge, ausente en el acto y que fue representando por el ministro de la Producción, Abelardo Ferrán.
Arocena le pidió al gobernador que se oponga a cualquier intento de modificar la titularidad de las tierras, como recurso no renovable. “Usted deberá ponerse al frente como pampeano para preservar y defender el derecho que tiene nuestra provincia al dominio originario de las tierras por ser preexistentes a la Nación”, le solicitó Arocena al gobernador.

“Inigualable”.
En una misma línea ideológica, pero con mayor profundidad, fue el discurso del vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas, Pedro Apaolaza, que reivindicó la Argentina del primer Centenario y hasta destacó los “castillos en los campos”, que se levantaban en aquellos años. Apaolaza dijo el recorrer la ciudad de Buenos Aires es reconocer al primer centenario y que esa es la Argentina que pretende como país.
Para Apaolaza el desarrollo de aquellos años fue “inigualable” y se quejó al entender que se los acusa de “egoístas, de no tener sensibilidad social y de ser la puta oligarquía”. Para el dirigente todo eso es “mentira” y pidió a los productores prepararse para “recuperar la república”, una frase que no explicó y que sembró ciertas dudas de qué manera el dirigente arengó a esa “recuperación”.
Otro de los oradores fue el presidente de Carbap, Osvaldo Salaverry, se quejó por la poca ganancia en la producción de soja. Y se puso como ejemplo, que “el precio por tonelada en el mercado internacional es de 648 dólares pero los productores reciben 305 dólares, que se reciben en pesos al cambio oficial”. Y se mencionó que el país perdió 12 millones de cabezas de ganado, de las cuales 1.200.000 se perdieron en La Pampa.

No confrontó.
El ministro Ferrán fue el encargado de cerrar los discursos y dejar inaugurada la muestra de la Rural. El funcionario dijo no sorprenderse por el tono de las palabras de los dirigentes ruralistas pero prefirió no responder ni confrontar con ellos.
Eligió enumerar las medidas adoptadas por el gobierno provincial a favor de los productores. Ferrán dijo que La Pampa es una provincia “ganadera agrícola” ya que sólo el 19 por ciento se destina a la agricultura y de ese porcentaje menos del ocho por ciento son tierras de calidad.
A pesar de no responder las palabras en contra del gobierno nacional, el funcionario le enrostró a los organizadores de la Exposición Rural la falta de industrias y producción de La Pampa en el predio, donde se destacan otras expresiones.