Sacrificaron 51 cerdos en un campo de General Pico

CASO DE TRIQUINOSIS

Alfredo Isequilla, responsable del área Inocuidad del Centro Regional La Pampa-San Luis del Senasa, indicó que los productos de chacinados no llevan a cabo los controles necesarios. Así lo manifestó en diálogo con TVCO al referirse al caso de triquinosis que se detectó en esta ciudad, luego que participara de una jornada sobre “Inocuidad en agroalimentos” en la Facultad de Ciencias Veterinarias de General Pico.
“Estas cosas pasan por incompetencia, por no saber, no preguntar. Hay mucha gente que elabora chacinados y nosotros hemos hecho mucha publicidad en los medios, dimos muchas capacitaciones donde transmitimos que esta es una enfermedad totalmente prevenible”, dijo Isequilla. En el mismo sentido subrayó que se deben “reforzar las comunicaciones, los controles y trabajar con todas las instituciones; queremos llevar la tranquilidad a la gente que hay controles, pero hay que seguir aunando criterios y trabajando en equipo de manera multidisciplinaria”.
El profesional manifestó que “el foco saltó de un predio donde se mandó analizar un embutido y dio positivo” y expresó que al ser “una enfermedad denunciable, se denuncia inmediatamente y actúa Epidemiología”.
También dijo que desde el Senasa se identifica a todos los animales y se los envía a una “faena sanitaria”, la cual es controlada y se aplica una técnica específica. Luego de ello, si el análisis es positivo “se la saca de circuito y se decomisa”. Por este motivo, se sacaron 51 animales de un predio rural.
En cuanto al expediente que generó el Senasa, dijo que no se dispuso una sanción al productor y en cambio, remarcó que se debe “bregar por el asesoramiento y que estas personas trabajen de la mejor forma posible para no enfermar a la gente”. En el mismo sentido subrayó que “hay que seguir y bregar por la calidad de los controles a lo largo de toda la cadena alimentaria”.