Una mujer y su niña, internadas en Neuquén

25 DE MAYO: REINCIDENTE EN VIOLENCIA

Una mujer y su hija menor de edad están internadas en un refugio para víctimas de violencia de género de la ciudad de Neuquén luego que su pareja le produjera lesiones graves. El hombre, con quien tiene una tortuosa relación, está condenado por una situación similar contra la joven ocurrida en 25 de Mayo y tiene una cautelar de restricción, aún así volvieron a convivir hasta que días atrás ocurrió un nuevo episodio de violencia. La fiscal Eugenia Bolzan trabaja en diligencias para que ambas regresen a esta localidad.
El 23 de junio una mujer expuso ante la policía local un pedido de paradero de una hija y su nieta. La denunciante dejó sentada su preocupación especialmente por su nieta, ya que la joven se habría ido por sus propios medios pero con su ex pareja que está condenado por agredirla.
“Estamos actuando de oficio. Nuestra preocupación está en que, como dice la madre, se trata de una relación complicada con varias denuncias de violencia de género de la chica hacia el muchacho, ambos son muy jóvenes. Es más días atrás el muchacho fue condenado por un Juzgado de General Acha a tres años de prisión en suspenso por una denuncia de esta joven y lo estábamos buscando para notificarlo. Creemos que hasta la decisión de desaparecer haya sido porque temía que la condena fuera de prisión efectiva”, reveló el comisario Fix.

Nuevo ataque.
Ayer el medio local 25 Informa dio cuenta de un nuevo episodio que confirmaron autoridades policiales. “Tenemos conocimiento del tema solo por información que nos pidió la fiscal de 25 de Mayo, quien está haciendo diligencias para tratar de que la joven y su niña regresen a 25 de Mayo”, le confirmó Fix ayer a este diario.
Fuentes policiales indicaron que como el hecho se habría producido en la ciudad de Neuquén intervienen autoridades policiales y judiciales de esa jurisdicción. Pero admitieron el nuevo caso de violencia que el hombre habría ejercido contra la mujer, quien tendría al menos la fractura de un brazo, y otras lesiones a ella y a la niña de tres años. También destacaron la preocupación de la fiscal en la tarea de instrumentar acciones para que la joven y su niña retornen a la casa materna para que tengan la atención y contención que necesitan.