Sin copyright.

COSAS QUE PASAN

Uno de los mayores aciertos que dejó la gestión de Francisco Torroba al frente de la Municipalidad de Santa Rosa fue un “plan estratégico” para organizar la ciudad y ordenar su crecimiento. Fue la primera vez que desde la comuna se encaró un proyecto de esa naturaleza y con la mirada puesta en el largo plazo. El sucesor y actual intendente ignoró por completo ese trabajo a tono con la mezquina tradición política que manda ningunear los logros ajenos por el temor pueril de sumarle porotos al adversario. Ni siquiera lo utilizó para corregirlo o mejorarlo. Así le fue al jefe comunal pronto a dejar su cargo. Pero ahora, paradójicamente, es el candidato del PJ el que sale a hablar de aquel plan, incluso más que el propio candidato radical. Era hora de terminar con esa tara de desconocer los méritos de los antecesores para no empezar siempre de cero. Si además de beneficioso para la comunidad, nadie puede reclamar por el copyright (en criollo, copirrai).

Nada de reinas.
El reciente debate sobre las elecciones de reinas de belleza en las fiestas populares comenzó a dar sus frutos, al menos en General Pico. Al anunciarse la Estudiantina 2015 en esa ciudad, se informó que fue desterrada la elección de la reina del estudiante y reemplazada por otro tipo de concursos. La noticia pondrá contentos a los que vienen remando contra costumbres muy arraigadas como lo son los certámenes en donde las chicas son expuestas, livianas de ropa y como animales de feria, para que un jurado inspeccione sus cuerpos y elija una ganadora en base a determinadas medidas antropométricas y rasgos faciales. Los que piensan que deben anteponerse los valores éticos a los estéticos y valorizar a la mujer desde una perspectiva diferente ganaron una batalla. Pero saben que todavía falta mucho. Sin ir más lejos, acá en Santa Rosa, y hace pocos días, los monárquicos coronaron a su reina de la primavera como si nada hubiera pasado.

Desconfianza.
Una encuesta reveló que una buena mayoría de los argentinos no tiene buena onda con Estados Unidos. Casi el 61 por ciento dijo sentir “desconfianza”, y apenas algo más del 20, “confianza”, con relación a ese país. Si bien se le reconocen méritos en el campo del arte, la ciencia y la tecnología, en materia de política esa admiración por el “vigía de occidente” se derrumba; especialmente en cuanto a sus relaciones con América Latina. La investigación fue dirigida por un centro de estudios de México y aquí trabajaron dos universidades privadas. Aclaración imprescindible para evitar suspicacias. (RAM).