Zircaos Vuelta al Mundo. Capítulo 62: Sequoias, Árboles Gigantes.

Una de las atracciones más hermosas que tiene Estados Unidos son sus Parques Nacionales. Camino a este país no podíamos dejar de pensar en las visitas a estos lugares donde la naturaleza se manifiesta maravillosamente, hasta dejarnos con la boca abierta ante semejantes paisajes.

Al entrar por el lado del Pacifico, por la ciudad de Tijuana (México) hacia  San Isidro (primer pueblo después de la frontera) desembarcamos en California, las ruedas de la camio pisaban la tierra del Rock and Roll y el estado menos conservador del país.

Después de pasar por Los Ángeles y empaparnos de fama ajena nos fuimos para el Parque Nacional de las Sequoias, un lugar increíble que siempre quisimos conocer, famoso por sus enormes árboles, ubicado en las montañas de Sierra Nevada al sur de California.

Al llegar a la entrada del Parque pagamos un pase que nos sirve para que durante un año podamos ingresar a todos los parques nacionales del país. Conviene hacerlo para poder así conocer la mayor cantidad de lugares por el menor dinero posible.

Los Parques Nacionales son enormes pero solo se puede entrar y salir por las puertas delimitadas. A este es preferible entrar por el acceso norte y salir por el sur. El acceso sur es un puerto de montaña: más de una hora de curvas y en subida, le llaman el camino “de las mil curvas”. Nosotros fuimos por ese y la camio, una vez más, se las re banco!

Este parque está muy elevado (a 3.000m) y es conocido por tener la mayor extensión de Sequoias de todo el mundo. Estos árboles gigantescos crecen sólo en California porque allí encuentran el clima y la altitud perfecta. No existe otro lugar en el mundo donde crezcan de forma natural. El hecho de que estén escondidos en las montañas ayudó a su preservación durante tantos años.

Así que entramos unos varios kilómetros y empezamos a ver estos árboles magníficos. Estacionamos a orillas de la ruta y nos metimos en el mágico mundo de las sequoias. Primero dimos un paseo caminando por el bosque de unos dos kilómetros y medio de largo, sentimos el silencio del lugar y la grandeza de estos seres vivos que están ahí, erguidos, hace muchísimos años, contemplando el paso del tiempo y a los que pasan…

Después nos fuimos hasta otro punto donde desde ahí tomamos autobuses gratis para ir a diferentes lugares del parque. En uno de estos paseos visitamos el Moro Rock, un enorme monolito de granito con forma de domo, es un lugar donde 400 escalones te llevan a una vista impresionante del Kings Canyon, Sequoia Park y el Giant Forest, todo junto, ahí, solo para nosotros. El camino hasta la cima es algo vertiginoso. El sendero con escaleras pasa entre la pared de granito y un enorme precipicio. En algunos tramos hay solo un pasamano para agarrarse, pero la experiencia es increíble y la vista única.

Desde ahí volvimos al camino y nos fuimos directamente al Gian Forest, el bosque de árboles gigantes, donde uno se siente una hormiguita. Ahí está el conocido General Sherman, la sequoia más grande en pie, y el árbol más grande del mundo con 84 m de alto y 11 m de diámetro. Y a todo esto es el ser vivo con mayor cantidad de biomasa de la Tierra. No es el más alto (como dijimos antes tiene 84 metros, otros llegan a 100) pero si el más grande en su volumen, por lo ancho y tiene más de 2000 años. Al llegar ahí la piel se eriza ante semejante belleza y el cuello te empieza a doler de tanto mirar para arriba. La tarde ya caía y el color naranja del atardecer cubría todos los espacios.

Que disfruten de este capítulo tanto como nosotros disfrutamos este día en el primer Parque Nacional que visitamos en EEUU.

Gracias por acompañarnos!!!

Sígannos en Facebook: ZIRCAOS VUELTA AL MUNDO

Y suscríbanse a nuestro canal de YouTube: ZIRCAOS