Domingo 29 de enero 2023

"Deben darle agua a la gente"

Redacción 12/09/2022 - 07.53.hs

El gobierno de Mendoza suscribió a un acuerdo con la empresa pública de Israel para trazar una política integral para optimizar el uso del agua. "Se trata un plan maestro a 30 años para el sector hídrico de la provincia", resaltaron desde el Ejecutivo sin hacer ninguna mención al manejo exclusivo del río Atuel pese al fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación que impone liberar un caudal mínimo de 3,2 metros cúbicos hacia La Pampa.

 

Esta semana se firmó en el Consejo Federal de Inversiones (CFI), en Buenos Aires, el acuerdo para dicho Plan Maestro. Allí estuvo el gobernador mendocino Rodolfo Suárez junto a su par sanjuanino Sergio Uñac, que también suscribió el convenio, el ministro de Interior, Wado de Pedro; el embajador de Israel en el país, Eyal Sela; y Diego Berger, coordinador de proyectos especiales internacionales de Mekorot, la empresa que llevará a cabo el proyecto.

 

Justamente Berger estuvo en la semana en Mendoza y según medios de esa provincia hizo una dura advertencia sobre el mal manejo que esa provincia hace del recurso hídrico.

 

"Aquí tenemos el mayor consumo de América y del mundo en la agricultura. En vez de intentar utilizar la cantidad necesaria para agricultura, cada vez que hay una escasez de agua se intenta traer más agua, en vez de gestionar la demanda y ser más eficientes", advirtió Berger en conferencia de prensa.

 

Y añadió: "Hay que darle agua a la gente, pero la gente lo tiene que usar sin derrochar, porque es un bien limitado, no porque el precio sea alto o sea bajo".

 

Vale recordar que a fines de abril una comitiva nacional viajó a Israel junto al ministro De Pedro para conocer cómo ese país optimiza el uso del agua. Fueron varios gobernadores y en representación de La Pampa estuvo la ministra de la Producción, Fernanda González.

 

Cuatro meses después Mendoza suscribió el acuerdo con Mekorot, que es la empresa pública de agua israelí.

 

"Este es el primer paso hacia un plan de gestión que permitirá implementar cambios en la manera de gestionar el agua utilizando nuevas tecnologías para optimizar el recurso, su reutilización y desalinización", dijo Suárez en el CFI.

 

Abundancia.

 

Berger, en tanto, trazó un panorama respecto al uso del agua en Mendoza pero no se le preguntó por el Atuel y el manejo exclusivo que hace esa provincia pese a que es un recurso compartido.

 

"Aquí en la agricultura se está utilizando entre tres y cuatro veces lo que usamos en Israel por hectárea. Somos más eficientes por un asunto de necesidad, eso es lo que queremos transmitir aquí. Es Israel nunca hubo agua entonces había que arreglarse y tuvimos cabeza", analizó.

 

"El problema con los países de América Latina es que fueron, no digo maldecidos con la abundancia, pero el proceso es totalmente diferente porque ustedes tienen que cambiar la cultura de que el agua es algo obvio y abundante a una cultura donde se entiende la realidad: que es un bien limitado y que hay que cuidarlo más. Ese proceso es el problema", consideró el especialista.

 

Sostuvo que es necesario repensar cuestiones cotidianas que vienen a través de la educación, como por ejemplo gestionar el agua durante un baño. "La emergencia es algo normal ahora, el futuro es algo más complicado de lo que están viendo ahora", manifestó.

 

Remarcó que el consumo no se está midiendo y que tampoco se está pagando el valor real del agua. "Hay que darle agua a la gente, pero la gente lo tiene que usar sin derrochar, porque es un bien limitado, no porque el precio sea alto o sea bajo", señaló.

 

"Datos duros".

 

En la misma conferencia de prensa habló el titular del Departamento General de Irrigación (DGI) mendocino, Sergio Marinelli, quien detalló que en noviembre comenzará el máster plan con un diagnóstico de la situación actual de los recursos hídricos. "Tenemos mucha información pero hay que chequearla con ellos. Que son los balances hídricos, el manejo de los embalses, los caudales de los ríos, el estado de los acuíferos, todo lo que tiene que ver con datos duros de la gestión del agua en Mendoza", expresó.

 

Por su parte, el ministro de Planificación e Infraestructura Pública de Mendoza, Mario Isgro,

 

A su vez, el ministro Isgró planteó que un objetivo es hacer inteligencia con la infraestructura. "Quizá a veces no es pensar tanto en mucho presupuesto para infraestructura sino inteligencia en hacer la que hace falta, regulando antes el consumo. Por ejemplo, quizás hacer inversiones en lo que es el cuidado y el acopio del agua, que es en lo que venimos trabajando hace tiempo en el diseño de presas. Que es donde nosotros podemos captar y cuidar el agua de deshielo, teniendo en cuenta que cada vez nieva menos. Y una vez que el agua de cada una de las presas se distribuya en las zonas urbanas y agrícolas, poder hacerlo con sistemas que puedan medir y tomar conciencia".

 

"Nacimos con una cultura en que en nuestras casas se abre una canilla y tenemos agua potabilizada, eso no es lo frecuente en casi ningún lugar del mundo. Hay que hacer un trabajo de concientización en las escuelas con un cambio cultural incorporado y los adultos también", concluyó.

 

FOTO: DIARIO UNO.

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?