EPET 1 es uno de los cinco pampeanos en el Desafío Eco

Cinco colegios de educación técnica de la provincia compiten en el Desafío Eco, una categoría de autos con baterías eléctricas y que en el largo plazo serían los sustitutos ecológicos de los automóviles de hoy.

Ruido, contaminación y amontonamiento. Los automóviles dominan hoy las calles y más allá de las tragedias diarias que provocan con su (mala) utilización, su presencia en la vida cotidiana genera varios dolores de cabeza. En busca de una alternativa a ese estado de cosas, desde hace años se desarrollan en el mundo distintos prototipos de autos eléctricos, proyectos en los que trabajan grandes automotrices pero también alumnos de la EPET 1 de Santa Rosa, la EPET 2 de General Pico, la EPET 4 de General Acha, la EPET 5 de Macachín y la EPET 9 de Jacinto Aráuz.
Los cinco colegios de educación técnica de la provincia participan en el Desafío Eco 2015, una competencia automovilística en la que los estudiantes diseñan y construyen -con la guía de sus profesores y la fiscalización de técnicos especializados- automóviles ecológicos alimentados por baterías eléctricas.
"Todos los colegios recibimos los mismos kits. La diferencia a la hora de correr la hace el trabajo de cada grupo y también el piloto, pero la clave es la carga de las baterías. El ganador es el auto capaz de recorrer más kilómetros durante una hora y media, es como una competencia de regularidad", explicó Gino Bernardelli, de 18 años, integrante del equipo de la EPET 1 de Santa Rosa y actual piloto de categorías locales.
El objetivo del Desafío Eco es que los estudiante tengan un aprendizaje integral que promueva la toma de conciencia del cuidado del medio ambiente, el trabajo en equipo, y la realización de prácticas profesionalizantes. A través de estas prácticas los estudiantes tienen un contacto directo con tecnologías que serán determinantes en los me-dios de locomoción del futuro y en el desarrollo industrial automotriz del país.
"Lo que se trabaja es que en un futuro a largo plazo se puedan implementar los autos eléctricos porque al cargarse con baterías limpias no contaminan, entre otros beneficios. El cambio genera mucha resistencia, sobre todo en los más ‘fierreros’, pero la industria tiene una intención hacia ese lugar", aportó Gonzalo Aguiar (18)
Los autos eléctricos tienen la ventaja de no emitir ningún tipo de gas (no tienen caño de escape) y son silenciosos, aportando una cuota bienvenida de paz a las ruidosas ciudades. Si bien el desarrollo es incipiente, el Desafío Eco es un emprendimiento que cada año tiene mayor trascendencia y cuenta con la fiscalización del Automóvil Club Argentino (ACA).
La primera carrera fue en el autódromo Gálvez de Buenos Aires y el pasado fin de semana los chicos pampeanos compitieron en Termas de Río Hondo, Santiago del Estero, donde la EPET 5 de Macachín fue la ganadora y la EPET 1 de Santa Rosa obtuvo el 7º lugar. Pero la fecha marcada en rojo en el calendario es la del domingo 13 de septiembre, cuando por primera vez el Desafío se dispute en nuestra provincia, en el autódromo de Toay. En esta edición 2015 participan representantes de las 24 jurisdicciones argentinas, de Uruguay y de Guyana Francesa. En total son 125 escuelas alcanzando a más de 900 participantes para las cuatro carreras previstas.
"Está buenísimo que se corra acá; van a venir chicos de todo el país y vamos a estar en el centro de todas las miradas, así que eso te pone un poco más de presión. Ojalá que la gente se acerque y apoye porque le dedicamos muchas horas y entusiasmo además de que es algo importante para la sociedad", resaltó Gino, del equipo que también conforman el mencionado Gonzalo, Agustín Córdoba (18), Lucas Haberkorn (17), José Goiriz (20), Nicolás Somovi-lla (20) y Franco Schamine (19) junto a los profesores Roberto Rivera y Cristian Paulino.
El Ministerio de Educación de la Nación, a través del Instituto Nacional de Edu-cación Tecnológica (INET), financia la entrega de los kits de equipamiento y documentación necesarios para el armado de los automóviles mientras que el Ministerio de Educación pampeano se encarga de los pasajes y el alojamiento en cada viaje.
"Tenemos mucho apoyo y eso es importante para poder trabajar con tranquilidad. En las competencias se ven las diferencias y el respaldo que brinda cada provincia. Algunos colegios que están en ciudades con pilotos o equipos profesionales de competición tienen ese plus y se nota, pero es cuestión de trabajar, investigar y ver cuál es la mejor estrategia", destacó Roberto.
La Fórmula 1 eléctrica o Fórmula-E tiene un desarrollo mundial. La Fórmula 1 ha sido tradicionalmente banco de pruebas de investigación de la más alta tecnología del automóvil, en materiales, motores, aerodinámica, neumáticos, etc, por eso es previsible que la Fórmula-E sirva también de laboratorio para el desarrollo y la aplicación de las últimas tecnologías en propulsión eléctrica, como nuevas ba-terías, motores o sistemas de recarga.
"La Fórmula-E no tiene solo una ventaja tecnológica, sino que es también una plataforma de visibilización y difusión de los vehículos eléctricos, de su potencia y versatilidad, por eso es que lo que se prueba ahí después muy probablemente se implemente en la calle. Veremos en cuánto tiempo sucede eso", analizó Gino, preparado para manejar hacia el futuro.