domingo, 19 septiembre 2021
Inicio Caldenia El mercado de los cuerpos

El mercado de los cuerpos

SOCIEDAD - FEMINISMO EN LA PAMPA

El Feminismo en La Pampa es en su totalidad transabolicionista y la mayoría de las organizaciones feministas son comunitarias. Hablamos con Jesica Maggio, referente de la Red y Feria Feministas Trabajando.

Redacción *

Jesica Maggio es una militante humanista y feminista, que se encuentra en la coordinación de la Red y Feria Feministas Trabajando, que hace más de 2 años y medio se desarrolla en Santa Rosa.
La Red Feministas Trabajando tiene más de 300 miembras mujeres, lesbianas, trans, travestis y no binaries.
Por su parte, la Feria nació en el gobierno neoliberal de Mauricio Macri, desde la necesidad económica de artesanas, emprendedoras, revendedoras, asesoras jurídicas, mujeres con diferentes oficios.
Jesica Maggio trabaja de bibliotecaria en una Popular, los sábados en la feria lleva su rincón de géneros y niñes, se realizan talleres de lecto escritura, lectura colectiva, escritura creativa y ESI (Educación Sexual Integral) al aire libre.
En la Feria también se facilitan talleres de formación, asesoramiento y se acompaña a las mujeres, lesbianas, travestis y trans cuando sufren violencia de género. También hay una Asamblea desde dónde se toman las decisiones. “Nuestra feria y red son autónomas, auto-convocadas, democráticas, pluralistas, autogestionadas y horizontales como es el Encuentro Plurinacional de Mujeres, lesbianas, trans y travestis”, expresó Maggio. “Aquellas que viajamos alguna vez a alguna provincia al Encuentro, sabemos la importancia de habilitar espacios de escucha y acompañamiento para salir de los encadenamientos de la violencia.
Aquellos espacios donde podemos expresar lo que nos pasa son indispensables para desnaturalizar la violencia, para crecer juntas desde lo humano”, opinó.

Feminismo en La Pampa.
El Feminismo en La Pampa organizado es en su totalidad transabolicionista y la mayoría de las organizaciones feministas son comunitarias. “El transabolicionismo plantea que la prostitución es una de las violencias de género más antigua y cruel, es el mercado de los cuerpos que afecta a las personas empobrecidas y que trae consecuencias psicológicas similares a las de alguien que estuvo en una guerra”, explicó Jesica.
“Las trans y travestis son el colectivo con mayor marginación y exposición a la prostitución; por eso desde el feminismo transabolicionista vemos como prioritario el acceso a fuentes de trabajo dignas para las trans, travestis y también para las mujeres y lesbianas prostituídas”.
Las autoras y precursoras del Feminismo Comunitario son Julieta Paredes y Adriana Guzmán, quienes crearon la Asamblea de Feminismo Comunitario de Bolivia.
Militancia desde las raíces de nuestras originarias, de las víctimas, del sufrimiento de la pobreza, a las más torturadas, violadas, prostituídas, de las excluidas, maltratadas, explotadas de las violencias más profundas.
El feminismo comunitario es una propuesta revolucionaria desde las mujeres, que se une a las luchas, propuestas y deseos de los pueblos y de la humanidad por lograr su liberación de estructuras de violencia, opresión, discriminación, explotación y muerte. Desde la realidad de los pueblos de Abya Yala se trata de acabar con las relaciones de dominación entre hombres y mujeres, entre comunidades y sistemas de opresión. Y es un rescate que se hace de la visión de las mujeres para la construcción de comunidad.
“El patriarcado es el sistema de todas las opresiones, todas las explotaciones, todas las violencias y discriminaciones que vive toda la humanidad (mujeres, hombres y personas intersexuales) y la naturaleza, históricamente construidas, sobre el cuerpo sexuado de las mujeres” (Paredes & Guzmán 2014).
“Veo al Feminismo como Javiera Rivas Vecina, una dirigenta del Movimiento de Pobladoras y Pobladores por la Dignidad (MPD) que piensa que ‘el feminismo ya es un instrumento. Ahora, tiene que volverse cada vez más una herramienta con la que podamos construir el programa, la comunidad, las familias, la sociedad, la salud y la educación que queramos’”, dice Jesica.
Desde esa perspectiva, en Santa Rosa se va a construir un Centro de Día de Abordaje Comunitario. De forma privada con participación de las organizaciones sociales y sobrevivientes de la prostitución; donde se va a realizar un abordaje interdisciplinario, talleres de empoderamiento, y se va a dar especial importancia a la experiencia y la voz de aquellas mujeres, lesbianas, trans, travestis y no binaries que superaron violencias extremas como la prostitución. “Porque sólo la transmisión de la experiencia de la superación de la violencia, llega a lo más profundo, llega a romper encadenamientos profundos de la violencia”.
“Las militantes sociales no cerramos los ojos cuando nos cuentan las peores cosas, tenemos los ojos bien abiertos y escuchamos a nuestras compañeras, las abrazamos y acompañamos, nos sanamos juntas y nos ayudamos a acompañar. La fuerza de nuestra militancia viene de lo más profundo y llega a esos lugares donde no llega nadie”.

Sky Rojo.
Sky Rojo es una mega producción española que cuenta la historia de tres mujeres prostituídas. Maggio opina que “teniendo en cuenta que desde el Feminismo Transabolicionista damos especial importancia a la experiencia de las sobrevivientes de prostitución para la toma de conciencia para romper con los encadenamientos de violencia de género, los testimonios de estas tres mujeres son muy ricos a la hora de construir cultura feminista”.
Por su parte, Cintia Alcaráz, periodista feminista transabolicionista pampeana, en su columna radial en Radio Kermes expresó: “Respecto de la serie, hay una coincidencia o una convención entre las militancias abolicionistas que asume que el guión tiene una perspectiva abolicionista. Plantea cómo estas tres mujeres llegan, por distintas circunstancias personales, a un burdel o cabaret de clase A de Tenerife y terminan siendo víctimas de múltiples violencias que no son sólo sexuales, además, se atenta contra su libertad. Por supuesto, la selección de las actrices con bellezas hegemónicas no es una casualidad, entiendo que pretende mostrar el enmascaramiento del dolor que se invisibiliza tras el brillo. Por debajo de esos cabaret de lujo están las taperas en las rutas donde encierran a miles de víctimas de trata”.
Y toma el comentario de Angeles Zuñiga, referente travesti de nuestra provincia, quien también comentó sobre la producción: “Sky Rojo es una declaración abolicionista en su máxima expresión. Más allá de lo ficcional es muy recomendable por el mensaje que deja”.

  • Caldenia