Inicio Culturales Actriz presenta obra en Santa Rosa

Actriz presenta obra en Santa Rosa

PIQUENSE ACTUARA TAMBIEN EN SU CIUDAD

La actriz piquense Julieta Martín presentará durante el fin de semana en Santa Rosa y General Pico, «Diosa, una misa en escena», una obra teatral que dirige y protagoniza. El viernes se ofrecerá, a las 21, en la sala ATTP de la capital pampeana, y el sábado a las 21 y el domingo a las 20, lo hará en el espacio «Ruidos y nueces» de esta ciudad.
La pampeana, que viene de protagonizar el largometraje «La estrella», que dirigió su hermano, el cineasta Francisco Martín, de regreso a la provincia exhibirá su obra teatral que toma criterios estéticos de la misa católica, articulando en el escenario situaciones biográficas ficcionadas a partir de su desempeño como mujer en una familia creyente. La representación tiene «tintes cómicos, e invita a la reflexión crítica y no a la parodia burlesca».
El guión y la dirección le pertenecen, y en escena la acompañará Nicolás Martínez, en el lugar de un monaguillo. La asistencia de dirección estará a cargo de Valentina Ayen y en la iluminación estará Franco Catanzaro.
«La obra es una confesión en la que tomó criterios estéticos de la misa, para contar mi vida como mujer ligada a una familia católica apostólica romana. De chica fui católica practicante, y siempre me llamó la atención la teatralidad que se imprime en una misa, como los textos, la escenografía (altar), los vestuarios, las canciones y la limosna, dado que muchos espectáculos se hacen a la gorra», le contó la actriz a LA ARENA.
«La obra fue mutando porque primero quise escribir sobre mis abuelos y abuelas, enfocado en la vida de las mujeres de mi familia. Al comienzo la obra plantea un quiebre porque quien celebra la misa, no es un cura sino una sacerdotisa, que la acompaña su hermano ficcional que es el monaguillo. Ella quiere celebrar su propia misa y el aval se lo da su propio apellido materno, que es Misa, y él está todo el tiempo interrumpiendo», agregó.

Humor.
Martín explicó que la obra «tiene momentos de comicidad que están ligados al juego de ella y sus hermanos que cuando eran pequeños tenían su propia misa en el patio de la casa».
Se trata de una obra en la cual «el humor está ligado al juego y no es una parodia burlesca de la misa católica».
Según explicó, «en este caso el humor está tomado como acto reflexivo, porque tiene momentos muy dramáticos, donde se cuenta mi experiencia propia pero también universal». Esos momentos emotivos son los que «tratan de invitar a la reflexión al espectador», con el que además se plantea un «feedback (ida y vuelta) constante, porque en una misa los feligreses tienen mucha participación, y si bien la presencia del público en toda obra de teatro es fundamental, en esta obra es más necesaria todavía».
La artista piquense remarcó que «más allá de que lo religioso en mi familia toma un punto muy importante, esta obra no deja de ser ficción».
«Todo lo que se pone en escena, más allá de que tiene cosas autobiográficas, no deja de ser ficción», dijo.

Proyectos.
Después de haber vivido los últimos 14 años en la ciudad de Córdoba, Martín se radicó este verano otra vez en Pico, donde planea dar talleres de teatro y continuar con los distintos proyectos artísticos que ya tiene en marcha.
«Tengo la intención de dar clases de teatro y hay proyectos de obra que se están definiendo, algunos son nuevos con gente de Pico y otros que me fueron quedando en Córdoba. Mis proyectos personas son desde la dirección, desde la docencia y desde la actuación, que es lo que me gusta por sobre todas las cosas», finalizó.