Inicio Culturales La Comunitaria comenzó a producir cortometrajes

La Comunitaria comenzó a producir cortometrajes

ABORDA DISTINTAS FORMAS DE VIOLENCIA HACIA LAS MUJERES

(General Pico) – El grupo teatral de la Cooperativa «La Comunitaria» comenzó a producir una serie de cortos cinematográficos, a través de los cuales aborda la problemática social de la violencia hacia las mujeres.
La primera producción se basó en el cuento «Poquita cosa», de Antón Chéjov, se filmó en la Casona del Arte, de González Moreno. Actuaron Oscar Giménez y Luciana Maggioni, y la edición estuvo a cargo de Ignacio Giménez Panadeiros.
«Había que ponerse más creativos que nunca porque a raíz de esta pandemia que estamos viviendo, porque uno de los espectáculos que ha sufrido, es el teatro, dado que implica cuerpos en escena que se vinculan de cerca y eso no se puede hacer. Por eso La Comunitaria está ofreciendo diferentes alternativas, para esta nueva normalidad», contó en diálogo con este diario Oscar Giménez, referente de La Comunitaria.
Entonces, agregó, «surgió la idea de hacer algunos cortos, debido a que hoy hay buenas cámaras en los teléfonos y también están las cámaras de fotografías que registran muy bien. Se nos ocurrió la idea de hacer unos cortos sobre los distintos tipos de violencia contra las mujeres, y en este caso abordamos una muy explícita, que es la laboral. El disparador fue la noticia en la que se contaba que durante la pandemia un señor, en el baúl de su auto, llevaba a su empleada doméstica al country».

Producción.
Esta producción inicial es apenas un punto de partida para otros trabajos, que seguirán tras la misma temática.
«Se nos ocurrió a partir de ese cuento «Poquita Cosa», de principios de 1900, y se hizo todo un protocolo para que se pudiera producir arte bajo las condiciones en que se pueda hacer hoy día. Ahora lo que se hace, circula con mucha facilidad en las redes, y la idea que tenemos es hacer una serie de cortos que tengan que ver con las distintas violencias», manifestó el entrevistado.
En este sentido, Giménez dio cuenta que La Comunitaria en General Pico ya comenzó a trabajar junto a un grupo con las clases de teatro, que se dictan los sábados a las 15 en la sede cultural de calles 262 y 217. Desde este espacio, también se proyecta la producción de otros trabajos sobre diferentes problemáticas.

Contenido social.
La Comunitaria nació en el partido de Rivadavia, en el oeste de la provincia de Buenos Aires, y además de tener una fuerte presencia e incidencia de las localidades de aquella zona, también la tiene en la provincia de La Pampa, donde crece día a día en General Pico, Santa Rosa, Santa Isabel y Realicó.
La Comunitaria no separa el arte de las problemáticas actuales, y a través de las producciones artísticas, busca una transformación social. En estos últimos años, generó diferentes obras teatrales, como: «Atuel, sed que crece»; «De esto si se habla» (sobre la problemática de las drogas) y «Disculpe, se nos cayó el sistema», sobre el modo actual de producción agropecuaria.
«No desvinculamos el arte de la idea de la transformación social. Si hay un tema sensible en La Pampa, es la falta de agua en el oeste pampeano, donde la gente padece de este problema. A través del arte proponemos concientizar y cambiar la mirada. El tema de las drogas se trató de hablar con 25 o 30 jóvenes en escena, con la mirada en el mundo de los adultos, que son responsables de esto», indicó.
«La obra ‘Se nos cayó el sistema’ habla de los modos de producción, de los agroquímicos. La Comunitaria está muy empeñada en proponer que se pueda producir de otra manera, porque están generando daño con la producción indiscriminada a través del uso de agroquímicos. Hay mucha cosa cultural a la que hay que meterle mano para cambiar la realidad de los años que vienen. Tenemos que empezar a pensar un mundo distinto y hay que empezar ahora», finalizó.