Vuelve “Palito” Ortega

NUEVO SHOW EN EL ESCENARIO DEL CASINO

El cantante Ramón “Palito” Ortega regresará hoy a Santa Rosa para brindar un recital en el Casino Club local. El encuentro será a las 23.30 y el público podrá escuchar un recorrido por la larga trayectoria del músico, actor y político argentino.
“Palito” Ortega nació en la provincia de Tucumán, de la cual fue gobernador durante el período 1991-1995; y luego senador de la Nación de 1995 al 2000. A los 16 años llegó a Buenos Aires en busca de recursos para poder ayudar a su humilde familia tucumana. Entre los trabajos que tuvo vendió café por las calles de Buenos Aires, así fue como un día llegó a la puerta de una radio y de allí no se fue nunca más. Mientras vendía café conoció diferentes artistas cada día, ese era el mundo con el que siempre soñó, ya que la música era su verdadera pasión.
El primer instrumento que estudió fue la batería, luego la guitarra con la que hacía imitaciones de Elvis Presley quien por esos años era su gran ídolo. Luego nacieron sus primeras canciones dando inicio a su carrera como compositor.
Al cumplir los 20 años se le presentó la primera oportunidad de grabar en una disquera importante (RCA), luego integró el éxito musical más grande de la televisión Argentina el famoso “Club del Clan”. Desde ese programa se proyectó hacia todo el país la figura de ese muchacho que por ser tan flaco lo llaman “Palito”.

Hits.
Más tarde llegaron los éxitos en toda Latinoamérica y Europa “La felicidad”, “Un muchacho como yo”, “Corazón contento”, “Papeles”, “Bienvenido amor” y muchas otras. Estos éxitos le permitieron llegar al cine y realizar 27 películas, algunas en países como España.
Luego llegó su etapa de director cinematográfico dirigiendo 10 películas, y una etapa muy importante como empresario llegando a su punto culminante cuando contrata para actuar en Argentina a Frank Sinatra.
En 1985 se radicó con su familia en Miami donde creó su propia productora de televisión. Regresó al país en 1991 para retomar su carrera de cantante y compositor, sumando a eso la incursión en política.

Compartir