Inicio Deportes Aixa Adema no pudo

Aixa Adema no pudo

LA PUGIL PAMPEANA PERDIO CON LA CHILENA DANIELA ASENJO

La santarroseña Aixa Adema perdió por puntos ante la chilena Daniela Asenjo, por el título Latino Súper Mosca de la Organización Mundial de Boxeo (OMB). El combate, pactado a 10 asaltos, fue el semifondo de la velada que se llevó a cabo el pasado sábado en el gimnasio de la Confederación Deportiva Magallanes, Punta Arenas.
Tras el combate del sábado, la boxeadora pampeana quedó con un palmarés de tres victorias, tres derrotas y cuatro empates; Asenjo, por su parte, ahora tiene un registro de 11 triunfos, tres perdidas y cuatro empates.
Adema desembarcó en Chile después de haber realizado una buena preparación, y consciente de que al ser visitante debería esmerarse más que su rival para poder salir con los brazos en alto. Entonces la pampeana, desde el primer asalto, estuvo decidida a marcar el ritmo de la pelea, a buscar los mejores golpes.
Con el pasar de los asaltos la pelea creció en emoción, porque Asenjo también entró en ritmo.
Finalmente, Asenjo se impuso por puntos, en fallo unánime: 96-94/96-94 y 97-93.
«Es una alegría inmensa pues se logró el objetivo que teníamos como equipo. Gracias por el cariño y el apoyo a todas las personas de Punta Arenas y espero volver muy pronto a esta región y ojalá que sea por una pelea», dijo Asenjo tras la victoria, que la convirtió en la nueva campeonato ya que el título se encontraba vacante.
«No perdí, fui la que conecté los mejores golpes. Estoy con bronca por el resultado», dijo ayer Adema, la boxeadora que al tener que pelear siempre como visitante viene sufriendo fallos injustos».

Victoria de Usyk.
El ucraniano Oleksandr Usyk, en lo que fue su primera pelea en los pesos pesados, se impuso al estadounidense Chazz Witherspoon por nocaut técnico después de abandonar al finalizar el séptimo asalto, en combate disputado el sábado en el Wintrust Arena en Chicago, Estados Unidos.
Usyk, a pesar de enfrentarse a un boxeador con 27 libras más de peso y mayor alcance, demostró tener muchos recursos boxísticos para imponerse con cierta facilidad al estadounidense.
El ucraniano se tomó los dos primeros asaltos de estudio teniendo respeto a la pegada del estadounidense, pero desde el tercer asalto el ucraniano pasó por encima de Witherspoon con su velocidad y gran técnica.
Usyk empezó a dominar con el jab y a meter su izquierda, llegando en continuas ocasiones al rostro del Witherspoon. A medida que avanzaba el combate, el dominio de Usyk se incrementaba y en todos los asaltos Witherspoon acaba arrinconado contra las cuerdas y siendo conectado.
En el séptimo asalto, Witherspoon fue conectado con contundencia en los últimos segundos del asalto, el árbitro estuvo a punto de intervenir pero el estadounidense acabó aguantando. Pero en el descanso su esquina decidió parar el combate y no salir en el octavo.