Inicio Deportes Al-Attiyah logró el tercer título

Al-Attiyah logró el tercer título

RALLY DAKAR 2019: EL PILOTO QATARI SE IMPUSO EN LA CATEGORIA AUTOS

El qatarí Nasser Al-Attiyah, a bordo de un Toyota, se proclamó campeón del Rally Dakar 2019, que en esta nueva edición se disputó en Perú. La última etapa de ayer se desarrolló desde Pisco a Lima.
Al-Attiyah alcanzó el título por tercera vez en su carrera, escoltado por español Joan «Nani'»Roma (Mini) y el francés Sébastien Loeb.
El qatarí ganó por primera vez con Toyota, el primer logro de la marca japonesa en la competencia off road más famosa y peligrosa del mundo. El árabe consiguió el título en la última y décima etapa de ayer, cuyo ganador fue el español Carlos Sainz (Mini).
Al-Attiyah hizo valer toda su experiencia y dominó desde principio a fin, mientras que sus principales rivales se fueron quedando por distintos problemas.
Navegado por el francés Mattieu Baumel, el príncipe qatarí destacó que fue una de sus victorias «más bonitas».

Price.
Toby Price, que ganó ayer la última etapa, se coronó campeón del Dakar en motos. El piloto australiano, que corrió con una lesión en su muñeca derecha, alcanzó la segunda corona personal en esta famosa competencia y la número 17 de la marca KTM en forma consecutiva.
El podio completo fue de la marca dominante: segundo, el austriaco Matthias Walkner y tercero, el inglés Sam Sunderland. Cuarto fue el chileno Pablo Quintanilla (Husqvarna) y quinto, Andrew Short (Husqvarna).
En tanto que los argentinos Luciano Benavides (KTM) fue octavo y Kevin Benavides (Honda), decimosegundo.

Nikolaev.
En camiones, el ruso Eduard Nikolaev (Kamaz) se coronó campeón por quinta vez en el Rally Dakar, cuarta como piloto. Nikolaev quedó sexto en el último parcial, a 8m22s del holandés Ton Van Genungten (Iveco), el ganador.
De esta manera, Nikolaev superó en el global superó a su compatriota Dmitry Sotnikov (Kamaz). El podio de la general lo completó el holandés Gerard de Rooy (Iveco).
El cordobés Federico Villagra (Iveco), con los mendocinos Ricardo Torlaschi y Adrián Yacopini a su lado, concluyó séptimo en el especial y cuarto en la general.

López.
El piloto chileno Francisco López obtuvo el título de campeón en la categoría autos ligeros UTV (vehículos utilitarios todoterreno).
Chaleco López llegó dispuesto a ganar por fin un Dakar, y fue principal protagonista desde el primer día.
López acabó tercero en la última etapa a poco más de seis minutos del brasilero Reinaldo Varela, ganador del 2018 que ahora acabó tercero de la general. El segundo puesto fue para el español Gerard Farres.

Silva.
El chaqueño Juan Manuel se impuso en UTV Open con el Can-Am, que se armó en el taller de Moreno, cumpliendo con las diez etapas de este Dakar 2019 disputado en Perú.

Cavigliasso, imparable en cuatriciclos
El piloto argentino Nicolás Cavigliasso se coronó ayer campeón del rally Dakar en la categoría cuatriciclos, al concluir la décima y última etapa de 359 kilómetros, disputada entre las localidades peruanas de Pisco y Lima.
Cavigliasso emuló de esta manera a los hermanos Alejandro y Marcos Patronelli, campeones del Dakar en ediciones anteriores. El argentino fue escoltado en la clasificación general por otros dos compatriotas: Jeremías González Ferioli y Gustavo Gallego, en segundo y tercer lugar respectivamente.
Al arribar al final de la última etapa que unió Pisco con Lima, la capital peruana, el piloto de General Cabrera, Córdoba, fue entrevistado por Campeones, y repasó su carrera durante las diez jornadas.
«Me voy contento por el hermoso Dakar que pude hacer. Me entrené mucho para ser competitivo y pelear los primeros puestos, saliendo cada día imponiendo un ritmo y cuidando el cuatriciclo para estar hoy acá», sostuvo.
Apoyado por su familia, que lo acompañó en Perú y fue su principal sostén al terminar cada jornada de carrera. «Es de fierro. Lo mayor acá fue aquellos días que llegaba tras haber corrido con 40ºC y lleno de arena, ellos me apuntalaban. Sin ellos esto era imposible», indicó.
Tampoco se olvidó de su equipo Drag’On Rally Team, que todas las tardes se abocaba en la atención del vehículo. «Todo el equipo dejaba el cuatriciclo impecable en cada etapa para poder continuar y sentirme cómodo al acelerar. Ellos tuvieron el 80% de este triunfo», resaltó Cavigliasso.