Inicio Deportes Costa Brava no pudo con Bellendier

Costa Brava no pudo con Bellendier

TORNEO REGIONAL: RACING SUMO UN PUNTO EN SU CANCHA Y SIGUE EXPECTANTE

Racing Club y Costa Brava empataron en un discreto partido, en el estadio La Fortaleza Alba de Eduardo Castex, por la cuarta fecha de la Zona «3» de la Región Pampeana Sur del Torneo Regional Federal Amateur 2020. El arquero Nicolás Bellendier le contuvo un penal, a los 4 minutos del primer acto, al mediocampista Marcos Azcurra; y a los 41 minutos del complemento se fue expulsado el recién ingresado Federico Leguiza en el equipo castense.
El resultado fue lo más apropiado por lo ocurrido en el campo de juego, dado que ninguno de los dos equipos generó situaciones ofensivas para quedarse con la victoria. Casi como aplicando movimientos ajedrecísticos, los equipos pampeanos van especulando con los resultados para tratar de meterse en la segunda instancia del Torneo Regional 2019.
Y eso se percibe en los planteos tácticos y futbolísticos. Y repercuten -lamentablemente- en el pobre espectáculo que pueden apreciar los espectadores.
Con este resultado, los dos equipos que llegaban como punteros, junto a All Boys, quedaron relegados al segundo puesto de la Zona «3», que ahora tiene como líder exclusivo a Atlético Macachín (ver página 29).

Poco, poco.
El partido comenzó con un equipo piquense más dinámico, porque Ferreyra con Azcurra y Obando se adueñaron del mediocampo, mientras que Racing Club fue muy impreciso y en ningún momento mostró un esquema de juego.
La primera situación fue a los 4 minutos. El árbitro Rigal sancionó un penal -muy dudoso- para los costeros, porque interpretó que Ramírez cometió una falta dentro del área racinguista. El mediocampista Marcos Azcurra se encargó del remate, con un fuerte disparo a media altura al palo derecho y el arquero Nicolás Bellendier tuvo una excelente reacción, que le permitió desviar el disparo para mantener cerrado su arco.
La única situación que generó Racing Club fue por intermedio de un corner, donde el balón le cayó en los pies a Frank y remató a las manos de Santucho, en una inmejorable posibilidad para desnivelar.
Y sobre el cierre del primer acto, los piquenses generaron un contragolpe rápido para Gutiérrez, quien encaró hacia el arco y sacó un remate que pasó cerca del palo izquierdo, mientras
ingresaba solitario un compañero por el sector opuesto.

Nada, nada.
En el complemento el partido decayó aún más, porque Costa Brava sintió el trajín del primer tiempo, y Racing Club trató de poblar el mediocampo; pero ninguno de los dos equipos se preocupó por tratar de generar fútbol. Los arqueros prácticamente no tuvieron intervenciones, excepto algún saque de arco.
La jugada mas cercana a las áreas, fue un contragolpe de Caser que se iba directo al arco de Santucho, pero fue derribado por Jofré antes del ingresar al arco. Después, se prestaron la pelota, no hubo variantes ni cambios de ritmos.
Y sobre el cierre los locales terminaron con un jugador menor, porque Leguiza estuvo menos de un minuto dentro del campo de juego. Reemplazó a Cobos, y en la primera jugada fue a disputar una pelota con el arquero Santucho con la pierna alta, contacto al guardameta y se ganó la roja directa.