Diego regresó al Camp Nou

Diego Armando Maradona volvió a participar del vestuario del FC Barcelona después de casi un cuarto de siglo, cuando habló ante el plantel profesional de aquella institución
invitado por el entrenador Joseph Guardiola, luego de que este club autorizara a Lionel Messi a jugar amistosos con Argentina durante la presente temporada.
Guardiola invitó a Maradona a entrar al campo y participar en la charla con el plantel, al que el ahora entrenador de la selección de Argentina dirigió unas palabras, tras lo cual ambos entrenadores dialogaron de modo informal sobre Messi.
Maradona, que había pisado por última vez el Camp Nou el 22 de abril de 1984, en un partido de Liga frente al Espanyol, en el que fue expulsado, fue el sábado al estadio para ver el triunfo 3-1 ante Mallorca, junto con Messi, quien no jugó.
Maradona se saludó con Johan Cruyff con dos efusivos besos, y tras un breve intercambio de opiniones, se sintió en su palco, aunque allí recibió después el saludo del presidente de la entidad catalán, Joan Laporta.
Maradona, que en el entretiempo firmó una camiseta de su época en el Barcelona que permanecerá en el museo del club, agradeció a Messi y a Laporta, a quien calificó de “señor y caballero”, porque le reabrió las puertas del club. Al mismo tiempo hizo referencia a los cuidados que hay que tener con Messi. “Tanto Argentina como Barcelona queremos lo mejor para Messi y vamos a cuidarlo como realmente él se merece”, expresó a la agencia Ansa Maradona, quien contará entonces con el rosarino para el primer amistoso de este año, que se llevará a cabo el 11 de febrero próximo, en Marsella, ante Francia.
Por otro lado, Maradona asistió ayer al encuentro entre Real Madrid y Villarreal (1-0). El próximo destino del seleccionador nacional será Portugal e Italia, donde se entrevistará con algunos futbolistas argentinos. (Télam)