Ganó Del Río y Onandia fue campeón

ULTIMA FECHA DEL CAMPEONATO DEL SUPERCAR REGION PAMPEANA

El piloto santarroseño Facundo Onandia, a bordo de un Ford y tras ubicarse tercero y cuarto en las dos finales, se coronó campeón del Supercar Región Pampeana, cuya última fecha de los play off se disputó ayer en el Autódromo Provincia de La Pampa.
En una jornada lluviosa, en la que el espectáculo se retrasó más de cuatro horas, también se definieron los campeonatos de la Fórmula Renault Pampeana, el Zonal 2000 y el Promocional. Además se presentó la categoría bonaerense TPS.
En el Supercar, el bonaerense Juan Manuel Del Río (Ford), se dio el gusto de imponerse en las dos carreras, exhibiendo un excelente desempeño en una pista que se hizo muy difícil poder transitar por el agua que se acumuló en algunos sectores.
El macachinense Daniel Costa, quien había llegado segundo en el ránking, a 19 puntos de Onandia, se quedó nuevamente cerca de alcanzar la corona, tal como había sucedido el año.
La primera final, Del Río se quedó con el primer lugar con un tiempo de 28 minutos, 26 segundos y 506 milésimas, en las 14 vueltas, escoltado por el piquense Eduardo Martínez (Dodge), a 2s483, y Onandia, a 8s035. Luego se ubicaron los macachinenses Guillermo Baltián (Ford), a 11s108 y Daniel Costa (Chevrolet), a 14s099, el realiquense Pedro Langé (Ford), a 14s492, el achense Adrián “Piqui” Lorda, a 14s903, el castense Ulises Becerra Macali (Chevrolet), a 15s161, y el piquense Alejandro Ravera (Ford), a 20s199.
Martínez, que había marcado el mejor tiempo en las clasificaciones del sábado, picó en punta, seguido por Del Río, Costa, Baltián y Onandia, quienes se alejaron del pelotón.
En la tercera vuelta ingresó el pace car, y al reanudarse la competencia Onandia comenzó a ganar posiciones, mientras que tanto Martínez como del Río había sacado una considerable ventaja.
En la novena vuelta, Onandia le ganó la posición a Costa y después dio cuenta de Baltián para quedar tercero. Sobre el final, el motor de Martínez comenzó a fallar y del Río aprovechó para saltar a la punta y cantar victoria.

Otra vez Del Río.
Del Río se impuso en la segunda carrera, empleando 21 minutos, 40 segundos y 849 segundos en las 12 vueltas, relegando a Lorda, a 4s747, y Baltián, a 8s413. Luego arribaron Onandia, a 10s903, Alejandro Ravera, a 13s333, Costa, a 16s832, Becerra Macali, a 26s153, Martínez, a 27s174, y Costa, a 40s193. A una vuelta finalizaron Horacio “Gato” Serra, Fernando Laiglesia, Javier Medialdea y Alejandro Irazusta.
La carrera se largó bajó la lluvia. Lorda arrancó primero, escoltado por Langé y Costa, a quien no le quedaba otra que intentar una victoria, y que Onandia sumara muy poco puntos si quería ganar el título.
Cuando todavía no se había cumplido la segunda vuelta, Langé se despistó y poco después Costa heredó el segundo lugar y Onandia marchaba séptimo. Martínez, por su parte, comenzó a avanzar con buen ritmo, con series pretensiones de alcanzar a los punteros.
En el cuarto giro, Lorda había sobrevivido a las presiones de Costa y seguía dominando. Baltián ocupaba la tercera colocación, seguido por Del Río y Onandia.
A medida que pasaban las vueltas la carrera crecía en emoción, con maniobras al límite, con pilotos que tenían poca visibilidad a causa de la lluvia. Del Río se mostraba imparable, tal es así que en la octava vuelta quedó primero al superar a Lorda. Costa se mantenía tercero y Martínez, cuarto. Onandia seguía haciendo negocio: marchaba sexto, y el título cada vez estaba más cerca.
Sobre el epílogo, Martínez hizo un par de maniobras que le permitieron ubicarse segundo y cuando fue en busca de Lorda hizo un trompo y se retrasó. Algo parecido le pasó a Costa en su afán por seguir avanzando. Del Río volvió a ganar, delante de Lorda y Baltián.