La Posta Mariana llega tras un largo recorrido

La vigésima primera edición de la Posta Mariana Juvenil arribará hoy a Toay, alrededor de las 15, a la capilla María Auxiliadora. En esta ocasión, además de contar con muchos integrantes que viajan por primera vez, cuenta con uno de los profesores del Área de Deportes que está vivenciando las mismas sensaciones. Luis Haedo se sumó a los trabajos del área que encabeza Ceferino Almudévar el año pasado y esta es su primera participación.
“El grupo se está portando muy bien, los chicos a pesar del frío están manteniendo los tiempos y se les nota que les gusta mucho este desafío”, expresó Haedo.
De acuerdo a lo informado, en la ruta vienen corriendo dentro de lo previsto, los entrenamientos previos les sirvieron mucho, sólo que ahora deben correr con frío y llovizna.
En comunicación telefónica, Haedo señaló que la delegación pasó por las Sierras de Lihuel Calel y luego arribó el último contingente al gimnasio de la Municipalidad de Puelches.
Para anoche estaba previsto el arribo a Quehué con el objetivo de cubrir más de 100 kilómetros. Al arribar hoy a la localidad, el grupo toayense habrá completado una nueva edición de la Posta Mariana.
En cuanto a los insumos, los corredores se están alimentando constantemente dada la exigencia de la Posta. “A los papás les pedimos que se queden tranquilos que todos están bien, y si no se pueden comunicar es por la zona en la que nos encontramos y por estas condiciones climáticas que estamos padeciendo”, añadió.

Nutrición.
Por su parte, Alejandro Bagatto informó que todos se están alimentando y se mantienen rindiendo físicamente. “Los alimentos se destacan por la variedad, se ha almorzado milanesas con puré, sándwich de jamón y queso, pizzas, bifes a la criolla; mientras que los desayunos y las meriendas cuenta con chocolate caliente, café con leche, mates, barras de cereales, alfajores y frutas”.