Inicio Deportes "Para mí el boxeo es un trabajo"

«Para mí el boxeo es un trabajo»

AIXA ADEMA SUEÑA CON GANAR EL TITULO DEL MUNDO

Aixa Adema (20 años) entrenó ayer como si fuese un día más, No le importa el calor sofocante, ni que todo el mundo esté pensando en las fiestas de fin de año. La púgil santarroseña cumple con la rutina bajo las órdenes de su padre, Gustavo, que desde el primer día que su hija se calzó los guantes la guía en su carrera deportiva.
Aixa practica en el club San Martín de esta ciudad, el lugar en donde ella siente que está su futuro, en donde imagina a sus rivales y trata de corregir sus errores para ser cada vez mejor.
«Terminé bien el año, más allá de las derrotas, de los fallos injustos por tener que siempre pelear de visitante. Pero el boxeo es así, espero que el año que viene sea distinto», dijo Adema, después de tener que frenar la práctica para atender a LA CHUECA.
Después de una buena campaña como amateurs, Adema se pasó al profesionalismo en marzo de 2018. Actualmente tiene un palmarés de tres victorias, tres derrotas y tres empates.
Adema tenía la esperanza de combatir antes de terminar el 2019 en Francia, por el título del mundo, pero la AMB (Asociación Mundial de Boxeo) no la autorizó por considerar que tiene pocos combates. También le surgió la posibilidad de medirse con la bonaerense Ayelén Espinosa, pero tampoco se concretó por una cuestión de peso. «Querían hacer la pelea en 49,850 kilos (mini mosca), pero yo no puedo dar esa categoría. Desde hace un tiempo peleo en mosca (50,350). Tampoco se dio un enfrentamiento con la rionegrina Laura Salazar».
-El año que viene tendrás nuevos promotores.
-Mis nuevos promotores para el 2020 serán Patricio Retondaro y Juan Pablo Manfredi, personas que tienen experiencia y contactos a nivel internacional. Me dijeron que tengo condiciones como boxeadora, y que me conseguirán peleas en el exterior. Estoy contenta, esperanzada de que me tengan en cuenta.
-¿Qué balance hacés del año?
-Siento que terminé bien el año, pese a que algunas peleas las gané y me las dieron empatadas o perdidas. Siento que hice un buen trabajo en el gimnasio, y que en cada pelea di lo mejor que tuve para alcanzar la victoria. Si miran los videos de los combates que hice, se darán cuenta que los fallos fueron injustos.
-¿Cuál fue uno de los fallos más injustos?
-Ante la marplatense Ayelén Granadino gané bien, con claridad, sin embargo dieron empate. Fue uno de los fallos más injustos.
-¿Cómo hacés para que un fallo injusto no te afecte en tu carrera deportiva?
-Le pongo mucha fuerza, y pese a que no fue culpa mía el fallo, vuelvo al gimnasio pensando que tengo que seguir mejorando.
-¿En qué aspectos tenés que mejorar?
-Soy una boxeadora que tengo que seguir puliendo distintos aspectos. Por ejemplo, creo que tengo que moverme más en el ring, tirar mayor cantidad de golpes. Cada rival es un nuevo desafío, y siempre saco mis propias conclusiones de como fue mi desempeño.
-¿Qué significa ser boxeadora profesional?
-Para mí el boxeo es un trabajo, al que hay que tomarlo con mucha responsabilidad. Puedo fallar en una pelea, lo que no puedo hacer es llegar mal preparada. Por eso entreno todos los días a conciencia. Sueño con poder ser campeona mundial, y sé que no será una tarea fácil. Pero estoy dispuesta a dar lo mejor.