Regreso triunfal

Participar en las finales de los Juegos Nacionales Evita siempre es especial. Es para muchos una oportunidad única de viajar por el país, conocer lugares y personas, relacionarse, hacer amistades y divertirse en un ambiente que, más allá de su espíritu deportivo, tiene mucho más de social que de competitivo.
En octubre fueron cientos los chicos pampeanos que disputaron las finales en Mar del Plata, luego tuvieron su oportunidad los Adultos Mayores en San Juan y ahora le tocó el turno a los deportistas con discapacidad, que se reunieron en Resistencia, Chaco, para cerrar la instancia nacional.
Más de 1.800 jóvenes de todo el país intercambiaron experiencias en la capital chaqueña durante más de una semana y los pampeanos no pasaron desapercibidos, tanto por sus muy buenos resultados deportivos como por su buena predisposición para relacionarse con el resto de las delegaciones.
Encabezados por los profesores Romina Iglesias, Esteban Olivares y Juan Cruz Colombier, responsables del programa de Deporte Adaptado del gobierno de La Pampa, y junto a profes de diferentes localidades, los chicos de esta provincia participaron en atletismo, natación, boccia y, por primera vez, en básquet sobre silla de ruedas.
Y regresaron bañados de oro, plata y bronce, además de sumar nuevas historias y ser protagonistas centrales de un evento que fue único, tanto para aquellos que están dando sus primeros pasos como para los que, por edad, disputaron sus últimos Evita.

Gran cosecha.
La Pampa viajó a Resistencia con atletas con discapacidad intelectual, discapacidad motora, con parálisis cerebral y ciegos y disminuidos visuales, y cosecharon una gran cantidad de medallas y triunfos en las diferentes categorías.
En atletismo, el “abanderado” de la delegación pampeana fue el catrilense Ezequiel Palacio (ciego), con experiencia en competencias internacionales y que en Chaco cumplió con las expectativas al obtener primeros puestos en las pruebas de salto en largo y 100 metros llanos.
Otros atletas destacados fueron el lanzador federado Pablo Aznares (motor), de La Maruja, quien logró oro en lanzamiento de bala y 100 metros; como también el pequeño Fausto Barrientos (PC), que con sólo 12 años fue segundo en salto en largo y 80 metros, para dejar en evidencia su enorme potencial.
Además, Ian Echegaray fue oro en lanzamiento de la bala y 100 metros; Analía Gamboa logró el oro en salto en largo y en 200 metros; Isabel Gamboa (melliza de Analía) cosechó un bronce en 100 metros; Santiago Cortese se quedó con el oro en lanzamiento de bala; Nuria Araya fue plata en 80 metros y en lanzamiento de bala; Tiago Benítez ganó medallas de oro en lanzamiento de la bala y 80 metros sobre silla; Iván Gómez logró oro en salto en largo y plata en 80 metros; Priscila Martínez fue oro en lanzamiento de la bala; mientras que Gabriel Campo cosechó un oro en lanzamiento de bala y una plata en 80 metros.
En natación, en tanto, la macachinense Eugenia Balari consiguió medallas de bronce en estilo libre y plata en espalda. En boccia, el victoriquense Alex Martínez consiguió la medalla de oro; mientras que en el debut en la disciplina básquet 3×3 el equipo pampeano consiguió un meritorio quinto puesto.

Los atletas.
La delegación pampeana contó con un total de 34 atletas, divididos en las cuatro disciplinas (atletismo, natación, boccia y básquet 3×3. Los representantes, de diferentes lugares de la provincia, fueron los siguientes:
Atletismo Sub 14: Pedro Olguín, Milagros Gómez, Kiara Gauna, Luis González, Gabriel Campos, Fausto Barrientos, Iván Gómez, Francisco Cisneros y Priscila Martínez.
Atletismo Sub 16: Matías Lastre, Débora Peralta, Kevin Lallana, Antonella Cuello, Nuria Araya, Agostina Caliba, Merlina Berria, Franco Lucero y Tiago Benítez.
Atletismo Sub 18: Carlos Rodríguez, Pedro Yllanes, Yenifer Giménez, Ezequiel Palacio, Analía Gamboa, Isabel Gamboa, Ian Echegaray, Pablo Aznarez, Santiago Cortese y Martina Balduzzi.
Natación: Eugenia Balari y Bautista Bal. Boccia: Malena Sánchez y Alex Martínez. Básquet 3×3: Valentín Gómez, Virginia Navarro, Agostina Caliba y Merlina Berria.