Inicio Deportes Santa Rosa, una atracción "maradoniana"

Santa Rosa, una atracción «maradoniana»

El domingo 10 de abril de 1994, en un vuelo regular de Austral, Diego Armando Maradona llegó a Santa Rosa junto a su representante Marcos Franchi y un séquito de colaboradores y periodistas. En el aeropuerto local lo recibieron cientos de pampeanos que, minutos antes, se habían anoticiado de la llegada del Diez a través de un flash radial.
Entre la multitud estaban el papá del capitán del campeón mundial en México ’86, Don Diego, y el preparador físico personal de Maradona, Fernando Signorini, quienes habían llegado un día antes a la capital pampeana para acondicionar el que sería el hogar del mejor futbolista del mundo durante los próximos ocho días: una humilde casa en la estancia El Marito, a unos 60 kilómetros de Santa Rosa.
En esa semana «larga» (estuvo desde el domingo 10 al domingo 17 inclusive) en La Pampa, Diego no solo entrenó en la soledad del campo, sino que visitó diariamente distintos gimnasios de Santa Rosa para completar su preparación, que con el tiempo sería catalogada como la más «extraordinaria» del Diez en su riquísima vida como futbolista.
En poco tiempo, esa historia de Diego en La Pampa podrá ser recreada en carne propia por el público en general, a través de un circuito turístico diseñado por la municipalidad santarroseña que tocará cada uno de los lugares en los que el mito viviente resurgió para jugar su último Mundial, el de Estados Unidos ’94.

Seis lugares.
La Secretaría de Desarrollo Económico municipal, a través de la Dirección de Turismo, ya tiene el borrador de lo que será el circuito turístico sobre los días de Diego Maradona en La Pampa («Ultimo entrenamiento, último Mundial»), con un recorrido que tocará seis lugares particulares y que podrá ser vivido a través de visitas guiadas o bien de manera particular siguiendo el camino de manera interactiva con un celular.
«Estamos trabajando en ese tema desde que comenzó nuestra gestión; con la idea de crear una ruta en torno a los días de Maradona en nuestra provincia», explicó ayer José Minetto, director de Turismo santarroseño, al ser consultado por LA CHUECA sobre este proyecto, que estará terminado en breve y a disposición de los turistas cuando se amplíe la flexibilización del aislamiento social, preventivo y obligatorio dispuesto por la pandemia de coronavirus.
En ese contexto, Minetto explicó que estuvieron trabajando con periodistas que cubrieron aquellos días de Maradona en nuestra provincia, con allegados que trabajaron en torno a Diego y con responsables de los espacios donde entrenó, entre otros.
El recorrido incluirá el gimnasio de boxeo de Miguel Angel Campanino donde Diego hacía guantes con uno de los grandes del pugilismo argentino; el gimnasio Tiempo Libre de Omar Lastiri que Maradona utilizaba para ejercitar su musculatura; la pileta del Club All Boys donde el campeón del mundo nadaba; la escuela de Jagüel del Monte que Diego visitó durante su estadía y terminó apadrinando; para cerrar con la estancia El Marito donde residía y entrenaba diariamente.
Esa casa, ubicada en la zona de El Tropezón, a unos 60 kilómetros de Santa Rosa, pertenece actualmente a los descendientes de Angel Rosa (el dueño cuando estuvo Diego) y está prácticamente igual que en aquella época, por lo que los visitantes podrán observar donde comía, dormía, se divertía y trabajaba incansablemente para escapar al fantasma de las adicciones y acercarse a la forma física que requería el Mundial que estaba a la vuelta de la esquina.
A esas cinco estaciones se sumará una visita a la calle Diego Armando Maradona, la arteria que en Santa Rosa lleva el nombre del Diez desde 2005, por iniciativa de Diego Dal Santo.

Un tour como el de Rocky
Uno de los atractivos que motivó este circuito turístico sobre los días de Diego Maradona en La Pampa es un tour similar que hay en la ciudad estadounidense de Philadelphia sobre el mito cinematográfico de Rocky Balboa. Las famosas escaleras del Museo del Arte (72 escalones) que Rocky subía y bajaba al amanecer como parte de su entrenamiento son el mayor atractivo, incluyendo la estatua del boxeador instalada a los pies del propio museo. El Mercado Italiano, una carnicería, una panadería, un bar y hasta el propio departamento de Rocky forman parte del tour.