Inicio Deportes "Siempre se puede mejorar"

«Siempre se puede mejorar»

FACUNDO ONANDIA, EL PILOTO RECORD DEL SUPERCAR

No se recuerda que un piloto haya tenido el 100 por ciento de efectividad como Facundo Onandia en el Supercar Región Pampeana. En las tres fechas disputadas hasta el momento, marcó el mejor tiempo en las clasificaciones y se impuso en las seis finales, las últimas dos el pasado domingo en el Autódromo Ciudad de Pigüé.
El joven piloto santarroseño lidera con 253,5 puntos, escoltado por el macachinense y actual campeón, Daniel Costa (Chevrolet), con 167,5, y el pigüense Ezequiel Albero (Dodge), con 163.
Onandia, actual subcampeón de la categoría, corre con un Ford cuya preparación está a cargo de las familias Gastaldo (motor) y Guindani (chasis). «Tengo un equipo que siempre trabaja para mejorar, que no se duerme en ningún momento», dijo ayer en diálogo con LA CHUECA.
-Ganaste seis carreras seguidas, ¿Cuál ha sido la clave?
-Mi equipo fue el que mejor se adaptó a los distintos tipos de circuitos. Además, esta vez competimos en Pigüé, en donde el piloto tiene más incidencia en el rendimiento del auto, tal como ocurrió en el autódromo Aldea Romana de Bahía Blanca.
-En la segunda final dominaba Ezequiel Albero (Dodge), pero en las últimas vueltas mermó su rendimiento a causa de una pinchadura de neumático.
-Es cierto que se le fue desinflando una goma, pero yo venía descontando un segundo y medio por vuelta.
-Quedan dos fechas para terminar la etapa regular, ¿pensás seguir apostando todo pensando en los play off?
-La verdad que nosotros salimos a ganar sin especular. No se nos cruza la idea de no invertir en algún elemento pensando en los play off. Siempre quiero subir al podio, siempre se puede mejorar y para eso se trabaja. Fijate que fui cargando kilos y el Ford siempre respondió.
-En Pigüé participaron 19 pilotos. ¿Qué opinás sobre este número?
-Teniendo en cuenta que atravesamos por una pandemia, el número de inscriptos fue muy bueno, y eso que no pudieron ir tres corredores. La categoría sigue siendo importante no sólo por la cantidad de pilotos, sino por el nivel de los autos.
-¿Cómo se mantiene el entusiasmo cuando se postergan constantemente las fechas por la pandemia?
-Corro por pasión y eso es lo más importante. Hoy no es fácil disputar un campeonato por los costos que tiene preparar un auto de carrera, pero lo hacemos con un gran esfuerzo. Soy un agradecido del equipo, los sponsors y de las familias Gastaldo y Guindani.
Agregó que «hoy en día no es fácil sumar sponsor. «Sigo en la búsqueda de nuevos patrocinadores. Es una tarea que nunca hay que abandonar, y mucho menos en estos tiempos.
-¿Es posible que el año que viene vuelvas a correr en una categoría nacional?
-Las ganas siempre están de volver a competir en alguna categoría nacional, pero soy realista, no lo puedo hacer por el costo.