Inicio Deportes "Soy un apasionado del kick boxing"

«Soy un apasionado del kick boxing»

DIEGO "EL PAMPA" ALBORNOZ, UN APASIONADO DEL KICK BOXING

El piquense Diego «El Pampa» Albornoz logró el cinturón Patagonia Cage al superar por nocaut en el primer asalto al bonaerense Luciano «El Lobo» Yacono, en la pelea estelar de la velada de kick boxing que se llevó a cabo el pasado sábado en el ring del club Argentino de Santa Rosa.
«El Pampa» Albornoz reapareció en suelo pampeano con un gran desempeño, que le permite dar un paso más en el profesionalismo, con la ilusión de pelear algún día por la corona mundial.
Albornoz tiene 26 años. A los 17, en General Pico, comenzó a practicar artes marciales mixtas (MMA). También incursionó en boxeo y K-1, pero fue el kick boxing que lo terminó cautivando. Actualmente, Albornoz está radicado en Bahía Blanca, en donde además de entrenar trabaja en una promotora de espectáculos.
«He realizado alrededor de 56 peleas, 20 de ellas como profesionales, de las cuales sólo perdí tres. Puedo combatir en varias categorías, a partir de los 67 kilos», contó el piquense en diálogo con LA CHUECA.
Con respecto al triunfo ante Yacono, Albornoz dijo que salió decidido a imponer su boxeo, pero que nunca pensé que la pelea se iba a terminar tan rápido. «Esta vez no alcancé a conocer el rival, pude conectar los mejores golpes y se terminó. Estoy muy contenta con esta victoria».
-¿Por qué elegiste el kick boxing?
– Soy un apasionado del kick boxing porque es un estilo de lucha en el que se pueden utilizar las piernas. Al deporte lo practico como un hobby, me divierte y eso es lo más lindo.
-¿Cuál es el principal objetivo que tenés para el futuro?
-Todo boxeador quiere pelear algún día por el título mundial, y no soy la excepción. Mientras tanto el objetivo es seguir sumando peleas, y si gano mejor. Siempre me preocupo por dar lo mejor en cada combate.
Albornoz aseguró que «el ambiente del kick boxing es lindo, familiar. La rivalidad se termina en el ring, después todos somos compañeros, que nos une el deporte que practicamos. Con los rivales termino siendo un amigo».
-¿Qué significó la victoria ante Yacono?
-Fue un triunfo que me puso feliz porque estaba ante el público pampeano. Hacía bastante que anhelaba pelear en esta provincia, y lo pude hacer y encima gané por nocaut.
-Qué imagen te llevás del festival en Argentino?
-Fue un festival que estuvo genial, la gente disfrutó del espectáculo. Los boxeadores se fueron contentos, no hubo ninguna queja. Todos quedaron con ganas de volver.
Albornoz se toma unos días de descanso, para luego comenzar a entrenar en doble turno. «Me tengo que preparar para combatir en Buenos Aires. Quiero dar lo mejor, como siempre lo hago».