Atentado dejó 13 muertos en La Rambla de Barcelona

El terror se instaló ayer en Barcelona cuando una persona atropelló con una camioneta a un grupo de transeúntes en La Rambla y mató 13 de ellos, en un atentado que fue reivindicado por el Estado Islámico (EI) y disparó un masivo operativo de seguridad para rastrilllar la ciudad y encontrar a un fugitivo.
El consejero del Ministerio del Interior del gobierno catalán, Joaquín Forn, informó a la prensa que al menos 13 personas murieron y más de 100 resultaron heridas, entre ellas 25 de gravedad, al tiempo que anunció dos detenciones por posibles vínculos con el ataque, cuyos móviles no fueron definidos por las autoridades españolas.
Unas horas después del atentado, la milicia islamista EI se adjudicó la autoría del atentado en un comunicado de la agencia de noticias Amaq, un medio cercano al grupo, y, sin dar ningún detalle, dijo que fue cometido por sus “soldados”, quienes llevaron a cabo “la operación en respuesta a los llamados para atacar a los estados de la coalición”, en referencia a la alianza militar internacional que encabeza Estados Unidos y que bombardea al grupo extremista en Irak y Siria.
Sin embargo, las autoridades españolas aún no certificaron la veracidad del mensaje del EI ni confirmaron si se trató de más de un atacante.

Conductor prófugo.
Por su parte, el jefe de la Policía local, Josep Lluis Trapero, informó en conferencia de prensa que ninguno de los dos detenidos -uno de origen marroquí y otro de Melilla, el enclave español en el norte de África- conducía la camioneta que protagonizó el atentado de La Rambla.
Esa persona sigue prófuga y era activamente buscada con redadas y controles de seguridad.
Trapero también habló de dos incidentes más en la región que terminaron con dos muertos y más heridos, y abrió la puerta a que puedan estar vinculados con el atentado de La Rambla.
En primer lugar, Josep Lluis Trapero, el jefe de la Policía local informó que investigan una explosión en una casa ayer en Alcanar, la localidad más al sur de Cataluña. “Estaría relacionada con el atentado”, aseguró el funcionario, quien agregó que una persona falleció en ese incidente y otras resultaron heridas.
En segundo lugar, Trapero destacó que en medio del despliegue de seguridad posterior al atentado de La Rambla, una persona atropelló a dos policías que participaban de uno de los controles que se instalaron en las entradas y salidas de Barcelona para intentar encontrar al o los responsables.
El conductor falleció y uno de los policías resultó herido, informó Trapero, quien agregó: “De entrada, el atropello de los policías no tendría relación con el atentado terrorista”.

Versiones.
Mientras se empezaban a conocer los detalles de la investigación oficial, el despliegue de seguridad para encontrar al o a los responsables seguía “en marcha” con redadas y controles alrededor de toda la ciudad e inclusive en las afueras.
Trapero desmintió muchas de las versiones que corrieron a lo largo del día.
Aseguró que no tienen evidencia de que el conductor de la camioneta haya salido del vehículo armado después del atentado, lo que pone en duda también la versión de que éste después protagonizó un tiroteo en el famoso Mercado de la Boquería.
El jefe policial catalán también aclaró que el atacante tampoco subió a un techo y comenzó a disparar sobre las calles céntricas de Barcelona, y explicó que las personas que quedaron encerradas en algunos locales comerciales o casas de la zona de La Rambla se podrán retirar muy pronto, cuando las fuerzas de seguridad terminen de rastrillar el aérea y puedan garantizar que no hay personas armadas.
Según la versión oficial, una camioneta subió a la vereda en la zona de Plaza Cataluña, en La Rambla de Barcelona, atropelló a un grupo de personas y el conductor se fugó.
Poco después del atropello, la Policía pidió a todos los ciudadanos que se retiren de la zona.

Rajoy.
El presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, fue uno de los primeros dirigentes en reaccionar e informó que está en contacto con las autoridades catalanas, que su prioridad es atender a los heridos y emprendió viaje a Barcelona. (Télam)