Inicio El Mundo Escuelas retoman las clases

Escuelas retoman las clases

MILLONES DE NIÑOS VOLVIERON A LAS AULAS

Millones de niños retomaron el martes las clases presenciales al reabrir escuelas en Asia, Medio Oriente y Europa con estrictas medidas para evitar un mayor agravamiento de los contagios del nuevo coronavirus, que ya se cobró la vida de más de 850.000 personas en todo el planeta.
La vuelta a las aulas se concretó de acuerdo con medidas de cuidado en general comunes a todos los países, como el respeto por la distancia social, el uso del barbijo y el asiduo lavado de manos, y abarcó desde Europa hasta China, pasando por Rusia, que superó el millón de casos positivos de la Covid-19.
En Israel fueron alrededor de 2,5 millones los estudiantes de preescolar, primaria y secundaria que iniciaron la vuelta a los colegios bajo un estricto sistema de medidas para evitar contagios que incluye el ingreso en horas separadas y el uso de tapabocas, además de un certificado médico y controles de temperaturas.
El Ministerio de Educación estableció un sistema escolar que combinará la formación presencial con la virtual, repartirá 150.000 computadoras portátiles entre las poblaciones más desfavorecidas y actualizará o integrará infraestructuras tecnológicas en los 3.600 centros escolares del país, consignó la agencia de noticias EFE. Israel suma más de 117.000 casos positivos y 946 muertos desde el inicio del brote, en marzo.

Europa.
También en Francia, pese a un reciente aumento en las infecciones, millones de niños retomaron las clases presenciales, en un intento por superar las desigualdades y reactivar la economía.
«El virus todavía está ahí y hay que protegerse», advirtió el presidente Emmanuel Macron en un video de Instagram dirigido a los más de 12 millones de niños que volvieron a las aulas.
Más de 30.600 personas murieron hasta ahora en Francia por el nuevo coronavirus, sobre un total de casi 320.000 casos.
Varias escuelas de Italia reabrieron sus puertas para quienes deben tomar cursos de recuperación antes del comienzo del ciclo lectivo, pero en este caso el uso del tapabocas no será obligatorio si se cumple el distanciamiento social.
«Para facilitar el aprendizaje y el desarrollo relacional, el barbijo se puede quitar en condición estática respetando la distancia de al menos un metro», informó el Comité Técnico Científico que asesora al Gobierno italiano sobre el coronavirus, al difundir una nota pública con las guías para el reinicio de clases, previsto para el 14 de este mes. Italia lleva registradas 35.491 fallecimientos sobre algo más de 270.000 casos.
En tanto, cientos de miles de alumnos regresaron ayer a las aulas en Inglaterra y Gales con controles para reducir el riesgo de contagios de la enfermedad, que generó más de 335.000 casos y 41.500 fallecidos.

India.
De acuerdo con los reportes de los últimos días de los diferentes países del mundo, India parece ser el que más sufre en la actualidad el avance del virus, a punto tal que en los últimos dos días marcó sendos récords mundiales de cantidad de contagios registrados en un día.
Sin embargo, unos 2,5 millones de estudiantes indios estaban llamados a rendir sus exámenes de ingreso a la universidad a partir de hoy, en medio de cuestionamientos ante el incesante aumento de los casos de coronavirus que llegan a casi 3,7 millones y causó la muerte de al menos 65.288 de personas.

China.
Estudiantes de toda China comenzaron ayer un retorno pleno a las clases presenciales al reabrir miles de escuelas primarias y secundarias luego de dos semanas sin casos de coronavirus de transmisión local en el país cuna de la pandemia.
Alrededor de un 75% de los estudiantes de China ya habían comenzado las clases, y casi todo el resto lo hizo ayer, incluso en Wuhan, la ciudad central donde se detectó el primer caso de coronavirus a nivel mundial, a fines del año pasado. (Télam)

Hambre crecerá en Africa
El impacto de la pandemia de coronavirus en la alimentación en la zona de África subsahariana puede dejar a 67.000 niños en riesgo de morir de hambre -426 por día- antes de fin de año si no se toman medidas para evitarlo, y un aumento de la pobreza del 2%, alertó ayer la ONG Save The Children.
En base a un estudio publicado por la revista médica británica The Lancet, la ONG estimó que hasta 426 niños por día pueden llegar a morir debido a la inseguridad alimentaria que se vio agravada en distintas partes del continente por inundaciones, plagas de langostas y el aumento de precios de los alimentos en los últimos meses.
Señaló, además, que la pandemia paralizó la economía y destruyó los medios de vida de miles de hogares.
De acuerdo con las primeras estimaciones, se espera que la pandemia provoque un aumento de la pobreza en el África subsahariana del 23% y que para 2030 el número de personas desnutridas en el continente alcance los 433 millones.
En una situación de inseguridad alimentaria como la actual, los niños tienen un alto riesgo de sufrir desnutrición aguda, aseguraron desde Save the Children.
Y recordaron que antes del coronavirus, había más de 26 millones de menores en África oriental y meridional y 2,6 millones de niños y niñas padecían desnutrición aguda severa, la forma más mortal de desnutrición.
Ian Vale, director regional de Save the Children en África Oriental y Meridional, explicó que los «efectos devastadores» del virus ya se están viendo en las personas más vulnerables del mundo.