Inicio El Mundo "Estoy dispuesto a conversar"

«Estoy dispuesto a conversar»

TRUMP NO DESCARTA REUNIRSE CON MADURO

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, afirmó ayer que está dispuesto a conversar con su par estadounidense, Donald Trump, «de manera respetuosa», como hizo en 2015 con el entonces vicepresidente y hoy candidato demócrata, Joe Biden. «Mi respuesta es que, así como me reuní con Biden y conversamos largamente de manera respetuosa, cosa que quedó registrada en su momento, también cuando sea necesario estoy dispuesto a conversar respetuosamente con el presidente Donald Trump», dijo Maduro, citado por la Agencia Venezolana de Noticias (AVN).
Aquella reunión entre Maduro y Biden se produjo en ocasión de celebrarse la ceremonia de asunción de Dilma Rousseff como presidenta de Brasil, y el escueto mensaje de Maduro fue su respuesta a una afirmación formulada por Trump durante una entrevista publicada por el diario digital Axios. «Tal vez pensaría en eso. A Maduro le gustaría reunirse y nunca me opongo a las reuniones. Siempre digo que pierdes muy poco con las reuniones. Pero en este momento, las rechacé», dijo Trump durante la entrevista.
Sin embargo, el mandatario estadounidense pareció modificar su postura mediante un mensaje en Twitter: «a diferencia de la izquierda radical, siempre estaré en contra del socialismo y con el pueblo de Venezuela», escribió. Y agregó que su gestión «siempre estuvo del lado de la libertad y en contra del opresivo régimen de Maduro», por lo que solamente se reuniría con él «para discutir una salida pacífica del poder».

Libro de Bolton.
En la entrevista con Axios (realizada el viernes y publicada el domingo) Trump fue consultado sobre las afirmaciones que su ex asesor de Seguridad Nacional y uno de los responsables de su política hacia Venezuela, John Bolton, realizó en un libro recién publicado la semana pasada. Le preguntaron si lamentaba su decisión de seguir el consejo de Bolton para apoyar a Guaidó. Respondió «no particularmente» y agregó: «podría vivir con él o sin él, pero estaba muy firmemente contra lo que está pasando en Venezuela».
El titular de la Casa Blanca añadió: «Guaidó fue elegido. Creo que no estaba necesariamente a favor, pero dije: a algunas personas les gustó, a otras no. Estuve de acuerdo con eso y no creo que haya sido muy significativo». Según el autor de la entrevista, Trump «no tiene mucha confianza en Guaidó, quien no ha logrado arrebatarle el control al gobierno venezolano a pesar del apoyo de Estados Unidos y decenas de otros países».
En su libro de memorias «The room where it happened» (La habitación donde sucedió), Bolton afirma que Trump «pensaba que Guaidó era débil, a diferencia de Maduro, que era fuerte. Para la primavera, Trump llamaba a Guaidó ‘El Beto O’Rourke (ex diputado demócrata) de Venezuela, el cumplido que un aliado de Estados Unidos difícilmente esperaría», afirma Bolton.
«Estaba lejos de ser útil, pero típico de cómo Trump deshonró descuidadamente a quienes lo rodeaban, como cuando comenzó a culparme por el fracaso de la oposición en derrocar a Maduro», agrega.

«Loco».
Trump calificó a Bolton como un «loco» que podría ser «el ser humano más tonto de la Tierra» por cuestiones como apoyar persistentemente la guerra en Irak. Ayer por la tarde, la secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Kayleigh Mc Enany, intentó despejar las dudas: afirmó que «nada ha cambiado, el presidente sigue reconociendo a Juan Guaidó como líder de Venezuela» y agregó que «no ha perdido la confianza en absoluto» en el líder opositor.
Estados Unidos fue uno de los primeros países, que en enero de 2019 reconoció a Guaidó como presidente interino de Venezuela, designado por la Asamblea Nacional (AN), un parlamento con mayoría opositora que desconoció el mandato de Maduro, al considerar que surgió de elecciones irregulares. Washington encabeza desde entonces el apoyo al antichavismo, expresado en el aumento de sanciones financieras y migratorias a dirigentes oficialistas (incluido Maduro y varios familiares) y en múltiples gestiones destinadas a provocar la salida de Maduro. (Télam-DW)

Militares garantizan la cuarentena
El gobierno de Venezuela que desplegó ayer tropas militares y policiales destinadas a garantizar en todo el país el «cumplimiento estricto» de la cuarentena «radical y vigilada», y destinada a contener la propagación del coronavirus. Del operativo participan efectivos del Ejército, la Policía Nacional Bolivariana (PNB) y fuerzas estaduales y municipales, informó el ministro de Comunicación e Información, Jorge Rodríguez.
La medida incluye el confinamiento estricto y barreras especiales de contención en Caracas y los estados de Apure, Aragua, Bolívar, La Guaira, Lara, Miranda, Táchira, Trujillo y Zulia, distritos donde solo funcionan la distribución de alimentos y medicamentos, y los servicios de salud, agua, electricidad, gas y telecomunicaciones, según la agencia Europa Press.
Rodríguez advirtió que «se ha venido relajando de manera alarmante el uso de tapabocas» y consideró que sin ellos o con utilización incorrecta «la posibilidad de infección aumenta de manera considerable». En los 14 estados restantes se mantiene la salida gradual de la cuarentena denominada «7+7», consistente en la reanudación paulatina de actividades cada dos semanas.
Hasta ayer, Venezuela registraba 3.918 casos de coronavirus, con 33 fallecimientos y 835 recuperados, según Rodríguez.