Fue a evangelizar a la tribu más aislada del planeta y lo mataron a flechazos

Un estadounidense falleció bajo las flechas de una tribu autóctona que vive aislada en una isla del archipiélago indio de Andamán y Nicobar, según la policía local, tras intentar acercarse ilegalmente a esta comunidad, hostil al mundo moderno.

La población cazadora-recolectora de la isla Sentinel, que cuenta con unas 150 personas, vive en autarquía y ataca a cualquier persona que ponga los pies esta pequeña isla ataca del mar de Andamán.

El 16 de noviembre, John Chau, un estadounidense de 27 años, fue rodeado y abatido apenas entrar en la isla Sentinel del Norte, donde vive esta tribu. Está oficialmente prohibido visitar esta isla.

El estadounidense pagó a unos pescadores locales para que le llevaran a Sentinel del Norte, donde reside esta tribu descrita a menudo como la más aislada del planeta y que rechaza todo contacto con el mundo exterior.

Y recibió una lluvia de flechas en cuanto desembarcó en la isla, declaró a la AFP una fuente policial que pidió anonimato.

“Fue atacado con flechas pero siguió andando. Los pescadores vieron como los indígenas le ataban una cuerda al cuello y lo arrastraban”, prosiguió la fuente.

Los pescadores “se asustaron y huyeron pero regresaron al día siguiente y hallaron su cuerpo en la playa”, agregó.

La policía india abrió una investigación por homicidio y detuvo a siete pescadores en conexión con este caso.

Según la prensa india, unos pescadores alertaron a un religioso de la mayor ciudad de la región, Port Blair, quien a su vez informó a la familia de la víctima en Estados Unidos. (NA).