Inicio El Mundo India declaró epidemia al "hongo negro" que afecta a pacientes recuperados de...

India declaró epidemia al «hongo negro» que afecta a pacientes recuperados de coronavirus

India atraviesa, en la actualidad, un crítico momento vinculado al coronavirus. Sin embargo, durante los últimos días, sus autoridades expresaron una relevante preocupación por el incremento de casos del llamado «hongo negro» que ya fue declarado una epidemia en el país asiático.

Las autoridades del estado indio de Jammu y de la parte de Cachemira administrada por India han declarado este 24 de mayo que la mucormicosis, conocida como infección del ‘hongo negro’, es una epidemia en la zona.

Los gobernantes de esos lugares han tomado esta medida poco después de que se registró la primera muerte por mucormicosis en la zona, un paciente de 40 años que se había recuperado del Covid-19 y falleció debido al ‘hongo negro’ el pasado fin de semana.

Médicos que tratan a estos enfermos le dijeron a la BBC que los síntomas suelen mostrarse entre entre 12 y 18 días después de que el enfermo se recupere de Covid.

Los estados occidentales de Gujarat y Maharashtra acumulan más de la mitad de los casos. Al menos otros 15 estados han contabilizado entre 800 y 900. Tras el aumento en los casos, el gobierno ha pedido a 29 estados que declaren la enfermedad como epidemia.

COMPLICACION POSCOVID.

Según RT Actualidad, el brote de la mucormicosis se ha estado desarrollando en la India entre sobrevivientes de Covid-19 desde finales del año pasado, cuando fue detectado en Nueva Delhi. Desde entonces, los casos se han reportado en varios estados del país.

La enfermedad habitualmente aparece en pacientes con algún tipo de inmunodeficiencia. Es causada por la exposición al moho que suele encontrarse en el suelo, abono, las plantas, así como en frutas y verduras en descomposición. Por su parte, los médicos indios la consideran actualmente una complicación poscovid.

Entre los síntomas del mal destacan el dolor y enrojecimiento alrededor de los ojos y la nariz, jaquecas, fiebre y tos. Además, puede manifestarse con dificultades respiratorias, vómitos con sangre e, incluso, un estado mental alterado.

En cuanto a las áreas directamente afectadas, la infección puede asentarse en los senos nasales o los pulmones, tras ser inhaladas las  esporas del hongo. Las personas más vulnerables son aquellas que han estado tomando muchas medicinas recientemente o que pasaron largo tiempo en unidades de cuidados  intensivos.